Abren debate por negociación colectiva

El seminario, que se llevará a cabo en la Intendencia de Mon-tevideo desde las 9.30 de hoy, se denomina «Análisis y propues- tas para una ley de negociación colectiva».

Mediante el desarrollo del mismo, la izquierda buscará desde hoy una salida legislativa de consenso que tenga un alcance «más amplio» que la mera discusión sobre salarios.

El miembro del secretariado ejecutivo del Pit-Cnt, Juan Castillo, sostuvo que para los trabajadores la importancia de esta reunión radica en «contar con insumos» para la elaboración de esta ley.

«Pero sabemos que depende de los tiempos políticos y que no será tan rápida ni tan fácil por las diferencias enormes entre el movimiento sindical con las reivindicaciones de los trabajadores y lo que piensan los empresarios», añadió, en diálogo con El País.

De todos modos, Castillo valoró la participación de las tres partes porque es bueno «generar las condiciones para actualizar la ley de los Consejos de Salarios de manera de conseguir consenso».

Esa ley es de 1943 y hay muchos grupos, subgrupos, laudos o ramas de actividad que ya no existen y otros a su vez del ámbito de los servicios que han sido generados en la última década».

«Nosotros tenemos mucha expectativa. Hay una comisión del Pit-Cnt muy amplia, integrada por practicamente todas las ramas de actividad, que ha elaborado un trabajo previo que fue presentado antes de las elecciones a todos los candidatos políticos», recordó Castillo.

«Vamos con una cabeza muy abierta», subrayó. «Trataremos de que una vez que asuma el gobierno en los primeros meses de gestión se pueda convocar a los Consejos de Salarios», dijo. Castillo encuentra «una gran diferencia» entre la actitud del gobierno electo y las decisiones que en materia de negociación colectiva tomaran la actual y la anterior administración.

«Es una diferencia radical, aunque sea en estas meras decisiones del gobierno electo», estimó.

Según afirmó a El País el futuro subsecretario de Trabajo y Seguridad Social, Jorge Bruni, «nosotros podríamos sin ningún problema hacer un proyecto y enviarlo al Parlamento porque tenemos las mayorías necesarias, pero nos parece que temas tan sustanciales deben ser manejados por la sociedad misma».

Junto a Vázquez y el futuro ministro de Trabajo, Eduardo Bonomi, participará de la convocatoria el director regional de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), Daniel Martínez.

EMPRESARIOS. A su vez, el sector empresarial sigue creyendo que en materia de relaciones entre empleadores y trabajadores lo ideal sigue siendo la negociación libre y voluntaria y así lo hará saber en el seminario.

El asesor de la Cámara Nacional de Comercio y representante empresarial en la Junta Nacional de Empleo, Juan Mailhos, advirtió a El País que el sector empresarial no cree en la obligación de acordar ni en la obligación de negociar, pero matizó que hay que esperar «cuál es la globalidad del planteo» que hará el gobierno electo.

Desde el sector empresarial, la convocatoria a los Consejos de Salarios ha levantado resis- tencias.

En la última encuesta anual de Evaluación y Perspectivas Empresariales de la revista Bús- queda, el tema estaba al tope de las preocupaciones de los em-presarios.

En 131 respuestas, hubo 29 menciones que se opusieron a ese mecanismo de negociación salarial.

Tras las conclusiones del seminario, el gobierno articulará un proyecto que volverá a ser presentado a los actores del debate de hoy. La idea es que todos los involucrados lo puedan criticar y corregir.