Abu Mazen es el sucesor de Arafat

RAMALA | AFP y AP

El presidente de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Mahmud Abas, alias Abu Mazen fue elegido ayer presidente de la Autoridad Nacional Palestina en reemplazo del fallecido líder Yasser Arafat.

Según resultados oficiales parciales y diversos sondeos a boca de urna, Mazen, candidato del partido Al Fatah, consiguió más del 66% de los sufragios.

Los resultados oficiales completos de los comicios de ayer se darán a conocer hoy por la mañana pero la amplia victoria de Abu Mazen está más que confirmada.

El propio candidato proclamó su victoria y agradeció a los ciudadanos su «espíritu democrático». «Quiero agradecer su apoyo a todos los votantes y dedicar esta victoria al espíritu del comandante y «shahid» (mártir) Yaser Arafat, así como a los miles de prisioneros (en cárceles israelíes) y a los líderes de Al-Fatah», dijo.

Y luego agregó: «Trabajaré para poner fin al sufrimiento de los palestinos porque es un pueblo que merece todo el cariño, el respeto y la fidelidad».

Mustafá Barghuti, un candidato independiente, quedó en segundo lugar en los comicios con algo más del 19% de los votos. Otros cinco candidatos aspiraban a la presidencia palestina pero lograron porcentajes que no superan el 3%.

ISRAEL. Durante su campaña, Abu Mazen aseguró que reanudará el diálogo con Israel pero sin renunciar a las aspiraciones históricas de su pueblo como el retorno de los refugiados, la liberación de los presos en cárceles israelíes, el fin de la ocupación y el sueño de convertir Jerusalén en la capital de un futuro Estado palestino.

Además, Mazen ha prometido reformar la Autoridad Palestina y reorganizar los servicios de seguridad palestinos, en un intento por controlar por medios propios al terrorismo.

«Tenemos por delante una misión difícil para formar nuestro estado, para lograr seguridad para nuestro pueblo… para darle libertad a los prisioneros, una vida digna para nuestros fugitivos, para alcanzar nuestra meta de tener un estado independiente. Nos esperan tareas difíciles», dijo Mazen ayer.

En respuesta, el primer ministro israelí Ariel Sharon mostró su disposición de reunirse lo antes posible con el nuevo presidente de la Autoridad Palestina para hablar de cuestiones relativas a la seguridad con vistas a la planificada retirada de las colonias de Gaza en 2005.

Las autoridades de Israel indicaron que, en un gesto de amabilidad hacia el nuevo presidente, Israel planea liberar a algunos de los más de 7.000 prisioneros palestinos, siempre y cuando Abbas evite que los extremistas arrojen cohetes a los pueblos israelíes.

Como había prometido, el ejército israelí suavizó sus controles en las carreteras y se retiró de las ciudades autonómas palestinas desde el sábado y hasta mañana.

«Si vemos que existen esfuerzos reales por parte de los palestinos estamos dispuestos a hacer numerosas concesiones, sobre todo liberar a un cierto número de presos palestinos y desmantelar controles de carretera», declaró el ministro israelí de Relaciones Exteriores, Sylvam Shalom.

Estados Unidos también pretende mostrarse más activo en la resolución del conflicto israelo-palestino y su secretario de Estado, Colin Powell declaró que «había llegado la hora de hacer avanzar la Hoja de Ruta».

Los grupos radicales Hamas y Yihad islámica no participaron en estas votaciones ya que no reconocen la Autoridad Palestina y consideran que no puede haber comicios democráticos en medio de la ocupación israelí. No obstante sus líderes aseguraron que cooperarán con el nuevo gobierno palestino.