Argentina se estabiliza tras estatizar las AFAP

La situación argentina recobró ayer cierta tranquilidad, luego que los mercados se vieran sacudidos por la decisión del gobierno de estatizar los fondos previsionales, con el argumento de protegerlos de la crisis financiera internacional.
Tras dos días consecutivos de caídas en la bolsa de Buenos Aires, como efecto del anuncio de estatización de las Administradoras de Fondos de Jubilaciones y Pensiones (AFJP), la banca oficial se convirtió en protagonista de la jornada bursátil al salir a comprar acciones y detener la debacle.

Tras la pronunciada caída del miércoles y en una rueda volátil, el índice Merval de la Bolsa de Buenos Aires recuperó 2,43% por las compras de oportunidad. El dólar se vendió a $ 3,26 en promedio en los bancos y casas de cambio porteñas, avanzando dos centavos.

“Cuesta encontrar vendedores de dólares por volumen importante. Al mercado le cuesta asimilar el nerviosismo que se vive y hace que exista salida de capitales”, dijo un corredor de cambios.

La deuda argentina profundizó su fuerte tendencia bajista, ante el impacto negativo del proyecto de eliminación de los fondos de pensiones privados y la volatilidad en los mercados externos.

El índice EMBI+ (de riesgo país), que mide la diferencia de tasa entre bonos locales con sus similares de Estados Unidos apenas subía a 1.907 puntos básicos.

Por otra parte, la poderosa Unión Industrial Argentina (UIA) insistió ayer en la falta de competitividad de la producción nacional ante la depreciación de las principales monedas frente al dólar y advirtió en un comunicado sobre el efecto de la situación en el empleo.

A todo eso se sumó la decisión del gobierno español de tomar parte activa en la crisis desatada por la decisión argentina, que afectó a empresas de capitales españoles con operaciones en el país.

El gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero “confía en que se puedan arreglar las cosas” y se alcance un entendimiento entre las empresas españolas y el gobierno argentino, señalaron fuentes oficiales. (El Observador y Agencias)