Astori autorizó la instalación de dos nuevas zonas francas

El ministro de Economía, Danilo Astori, firmó la semana pasada el decreto que autoriza la instalación de dos nuevas zonas francas privadas en Montevideo: Aguada Park y World Trade Center (WTC) Free Zone.
El titular de Economía informó ayer a El Observador que el trámite en su cartera para la evaluación y autorización de los proyectos fue finalizado con la firma del decreto, que ahora está a estudiode los servicios jurídicos de Presidencia de la República, el último eslabón de la cadena para habilitar la instalación de los espacios francos.

El director general de Comercio, Fernando Antía, de quien depende el Área Zonas Francas, agregó que en cuestión de “días o semanas” quedará terminado el trámite oficial y podrán comenzar las obras de infraestructura.

El director de la sociedad de bolsa Ficus Capital, promotor del proyecto de Aguada Park junto a Roberto Yanuzzi, Francisco Ravecca, dijo a El Observador que una vez culminados los trámites de autorización continuarán con el cronograma de instalación, que prevé un plazo de dos años para comenzar a operar con la primera etapa del proyecto.

La iniciativa –que es acompañado por el fondo de inversiones estadounidense New Bay Equity Partners– demandará una inversión global de US$ 25 millones par la construcción de dos torres de 19 pisos, a los que se sumarán US$ 15 millones en equipamiento de las empresas que se instalen allí.

Ravecca explicó que una vez conocida la habilitación, se trabajará con el estudio de arquitectos Gómez Platero para delinear el proyecto definitivo, que estaría en condiciones de ser presentado a las empresas constructoras que participen de la licitación a mediados de octubre. De cumplirse los plazos establecidos, las cotizaciones de los constructores podrían ser recibidas a mediados de noviembre y al mes siguiente se adjudicaría la obra.

El primer tramo de obras incluirá una torre de 22.000 metros cuadrados, y el reciclaje de un galpón para estacionamientos ya existente en el predio, que fue adquirido por el grupo en octubre del año pasado por US$ 1,25 millones.

En una segunda etapa prevista para dentro de “dos o tres años” se alzará otra torre idéntica a la primera y un edificio de 6 pisos para estacionamientos, agregó Ravecca. Al fin de la obra, se espera que ocupe a entre 3.500 y 4.000 trabajadores directos.

En tanto, la obra del WTC Free Zone –proyecto presentado por el Estudio Lecueder– estará en condiciones de comenzar nueve meses después de recibida la habilitación, y demandará 24 meses de obra, informó a El Observador uno de los arquitectos responsables del proyecto, Ernesto Kilmerman.

El proyecto requerirá una inversión de US$ 18 a US$ 20 millones para la construcción de una torre de 22 pisos con 650 metros cuadrados por planta. Se estima que ocupará de forma directa a 1.500 trabajadores.