BPS confirmó a la justicia que comuna evadió 50% de aportes

El banco informó que fue la unidad recaudadora la que detectó la deuda por diferencias de aportación en salarios

El informe que el Banco de Previsión Social remitió al juez Daniel Tapié confirma que la Intendencia Municipal de Montevideo (IMM) evadió el 50% de los aportes en el pago de horas extras por medio de viáticos.

El magistrado estudia esa información para resolver si procesa o no al director de Transporte de la comuna, Felipe Martín, sobre quien está pendiente el pedido de procesamiento por abuso de funciones.

En el informe al que accedió El País, el BPS señaló que la Asesoría Tributaria y Recaudación «determinó los adeudos por diferencias de aportación constatadas, relativas a partidas salariales que debieron aportar por el 100%, habiendo contribuido, como si fueran viáticos, por el 50%».

Agregó que la IMM interpuso recursos de revocación y jerárquico contra esos actos administrativos.

Si bien cuando se conoció el pedido de procesamiento, la comuna afirmó que todavía no conocía la resolución del organismo previsional ante un recurso que había presentado, en su informe el BPS respondió al juez que esos dos recursos fueron desestimados con fecha del 23 de octubre de 2003 y el 18 de febrero de 2004.

El Directorio resolvió además enviar a la sede el expediente original completo «en el cual se registra lo actuado con motivo de la denuncia que da mérito a estas actuaciones y las consecuencias tributarias que de la misma, de la Auditoría del Tribunal de Cuentas y de las respectivas inspecciones realizadas por los servicios especializados del banco, han derivado hasta el momento».

Tapié solicitó al BPS que informara sobre la denuncia formulada por el edil César García respecto a la Auditoría del Tribunal de Cuentas realizada en la División de Tránsito de la IMM en aportes.

El juez también preguntó en qué estado se encuentra dicha denuncia, qué resolución adoptó el BPS, cuál fue la respuesta de la Intendencia y toda la información útil para el esclarecimiento de los hechos que se investigan.

DOS VECES. El juez había solicitado anteriormente la información, pero la sala de Abogados del BPS entendió que el pedido del juez no habilitaba a la Asesoría Jurídica a responderle porque no estaba fundamentada.

Esta vez en cambio la Asesoría Legal afirmó el 11 de marzo que considera que corresponde remitir la información al juez «en mérito de que se cumplen todos los extremos previstos por el artículo 47 del Código Tributario». Esa norma autoriza al BPS a levantar el secreto tributario en casos en que la información es imprescindible.

Con esa información a la vista el juez resolverá si hace lugar al dictamen fiscal.

DICTAMEN. Fernández Dovat entendió que Martín es responsable de la evasión en la que incurrió la Intendencia al pagar con viáticos las horas extras de los inspectores de tránsito.

El representante del Ministerio Público entiende que las horas extras casi llegaban a otras ocho horas de trabajo por lo que se evadió el 50% de los aportes al BPS. Aunque entiende que no lo hizo para recibir un beneficio propio, Fernández Dovat cree que es penalmente responsable de esa ilegalidad.

El fiscal afirmó que de acuerdo a los informes que presentó como jerarca de Transporte se decidió ordenar ese gasto evadiendo al BPS y eso lo hace responsable del delito de abuso de funciones.

El magistrado hizo su dictamen de acuerdo al informe del Tribunal de Cuentas que señaló que el criterio de viático que utiliza la comuna «no se ajusta» a su propio criterio, «dado que bajo el concepto de viáticos se están abonando jornadas dobles de labor».

Sin embargo el jefe de Jurídica de la comuna, Adolfo Pérez Piera dijo que Martín «es simplemente el que asigna las tareas a los funcionarios. No tiene ninguna responsabilidad. No son pagos que él hace. Están dispuestos por la normativa. Los funcionarios que cumplen tareas extraordinarias perciben un viático. O sea que Felipe Martín no tiene nada que ver. En todo caso quienes aprueban son el intendente y la Junta Departamental».