Brasil: investigan al titular del Senado

La denuncia fue presentada por el Partido del Socialismo y la Libertad (PSOL, oposición de izquierda); el Consejo de Ética puede archivarla o proponer una sanción que va de la advertencia a la destitución. Su fallo debe ser aprobado por el plenario de la Cámara alta.

El mes pasado, la revista Veja reveló que el lobista de una constructora pagó gastos de pensión y vivienda de una hija que Calheiros tuvo en una relación extraconyugal.

Calheiros reconoció que el lobista, a quien definió como un amigo de larga data, sólo le sirvió de intermediario y que el dinero salía de su propio bolsillo.

Pero el PSOL considera que las pruebas presentadas son insuficientes.

Calheiros es un influyente caudillo del Partido del Movimiento Democrático Brasileño (PMDB, centro), principal aliado del Partido de los Trabajadores (PT, izquierda) en la coalición de gobierno del presidente Luiz Inacio Lula da Silva.

Las denuncias salieron a la luz en el marco de una acción policial denominada «Operación Navaja», sobre fraudes en licitaciones de obras públicas; 47 personas fueron detenidas (y luego liberadas en espera de la conclusión de las investigaciones), entre las cuales figuran numerosos peces gordos de la política, la industria y las finanzas.

La «Operación Navaja» también provocó la caída del ministro de Energía, Silas Rondeau, y del número dos de la Policía Federal, convirtiéndose en el primer gran escándalo de la segunda presidencia de Lula.

hermano. Otra acción policial de gran envergadura -contra una mafia del juego ilegal con derivaciones en el contrabando y el tráfico de armas- tuvo esta semana gran repercusión política, con el allanamiento de la casa de un hermano de Lula, Genival Inacio da Silva, «Vavá», y la detención de un amigo del jefe de Estado.

El caso de «Vavá» es el primero en que un pariente del mandatario -que ya ha visto a más de media docena de cercanos colaboradores o investigados por la policía o denunciados ante la Justicia- es formalmente apuntado por las autoridades. AFP y AP