Crisis diplomática entre México y Venezuela

Las tensiones entre Fox y Chávez aumentaron tras la Cumbre de las Américas realizada a inicios de noviembre en Mar de Plata, donde el presidente mexicano defendió la propuesta estadounidense del Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), mientras que el presidente venezolano la consideró letra muerta. En la declaración final de la cumbre, Venezuela y el Mercosur propusieron postergar cualquier definición sobre el ALCA hasta luego de la ronda de Doha en Hong Kong, a mediados de diciembre próximo.

Tras la reunión de mandatarios, el presidente venezolano calificó de “cachorro del imperio” y de “entreguista” a Fox por su férrea defensa del ALCA y por las críticas del mexicano a las actuaciones del argentino Néstor Kirchner y del propio Chávez.

El incidente parecía resuelto cuando los cancilleres de ambos países, el mexicano Luis Ernesto Derbez y el venezolano Alí Rodríguez, conversaron telefónicamente y dieron por superada la controversia con sendos comunicados. Pero Chávez no pudo con su genio y el domingo arremetió nuevamente contra Fox.

“No se meta caballero, porque sale ‘espinao´”, dijo Chávez al mexicano desde su programa de televisión Aló, presidente, emitido en Caracas. En el espacio televisivo, Chavéz también divulgó un video sobre las intervenciones de Fox y Bush en el encuentro a puerta cerrada de la Cumbre de las Américas.

Las nuevas afirmaciones de Chávez provocaron el ultimátum de México y la consiguiente retirada de embajadores.

El mandatario mexicano dijo que “no se vale que un tema económico y de desarrollo derive en asuntos personales, con calificativos que no tienen sentido”.

“No se pueden aceptar las ofensas a nuestro país y no se puede aceptar la ofensa a la dignidad del pueblo de México, por eso en ese tema (…) la postura de México será clara, firme, siempre en busca de la mejor relación con todos lo países, pero hay cosas que no pueden soportarse”, afirmó Fox en una entrevista a la cadena de televisión CNN en español.

Sin embargo, Ali Rodríguez, achacó la responsabilidad de la crisis al propio Fox por hacer públicos “sus ataques a la posición sostenida por el gobierno venezolano durante las negociaciones preparatorias de la IV Cumbre de las Américas” y luego arremeter “contra la posición venezolana en términos irrespetuosos muy difundidos y nunca negados”.

Con la retirada de embajadores, las relaciones diplomáticas entre los dos países quedarán, según anunció la Cancillería mexicana, a nivel de encargados de negocios.

Fox manifestó en la entrevista televisiva su esperanza de que no “suceda nada más allá en este sentido” y que la crisis “se arregle y se arregle bien”.

El propio embajador venezolano en México, Vladimir Villegas, se declaró antes de partir a Caracas “optimista” de que el conflicto “se resuelva bien”.

Sin embargo, en otra entrevista con la CNN, pero realizada en inglés, Fox no descartó una ruptura total de las relaciones diplomáticas con Venezuela si sigue escuchando lo que se ha escuchado. (En base a AFP y EFE)