Desempleo se mantiene estable

Sin embargo, en ese período, la cantidad de personas que se ofrecieron para trabajar también aumentó (0,6%), lo que hizo que el desempleo permaneciera sin cambios en 16,1% de la Población Económicamente Activa.

La tasa de desempleo se estancó en el entorno de 16% desde del trimestre junio-agosto, luego de la fuerte baja que se registró desde los niveles de 18,9% de febrero-abril de 2003, y la cantidad de desocupados se ubicó en 200.650 personas. El desempleo dejó de caer a partir de julio-setiembre cuando los oferentes de mano de obra comenzaron a aumentar en vistas de que había mayores posibilidades de conseguir trabajo.

Con respecto a igual período del año pasado el desempleo cayó 3,7 puntos porcentuales desde el 19,8%, que constituyó el máximo histórico desde que el INE lleva registros, es decir desde 1968. El comportamiento de la tasa de desempleo fue diferente según la región del país. En la capital el desempleo aumentó tres décimas en setiembre-noviembre hasta 15,4%, en tanto en el interior urbano -localidades de 5.000 o más habitantes- la desocupación cayó dos décimas a 16,9%.

Ingresos
El ingreso promedio de los hogares urbanos se mantuvo prácticamente sin cambios en el trimestre setiembre-noviembre frente al trimestre móvil anterior con una leve baja en términos reales de 0,07%. De acuerdo a las cifras publicadas ayer por el INE, el ingreso medio de las familias uruguayas se ubicó en $ 12.487 y en tanto con respecto al mismo período del año pasado se registró un descenso de 3,78%. Este miércoles, el ministro de Economía, Isaac Alfie, pronosticó un crecimiento del salario real para los próximos meses.

(Observa)