Docentes proponen libros para aquellos que no puedan comprar sus laptops.

Este fin de mes los docentes podrán comenzar a hacer los trámites para adquirir sus laptops. Los profesores piden que el subsidio destinado a la compra de las computadoras se canjee por libros para aquellos que no accedan a las máquinas por no otorgárseles el crédito.

Los docentes consideran a la computadora como un elemento educativo. A la prueba está que proponen que, en el caso de no poder comprarlas si se les niega el crédito para realizar la operación, el subsidio de ANEP que les correspondería pueda volcarse en libros y material didáctico.

El Plan Ceibal (una computadora por escolar y maestro) avanza en todo el país, pero casi la mitad de los docentes de todas las áreas dice no manejar computadoras, según una encuesta oficial difundida este año. Lo cierto es ­según el consejero de ANEP Héctor Florit­ que «si bien las computadoras para docentes serán opcionales, hay que tener en cuenta que son un elemento educativo».

Financiación
El comienzo de los trámites para la compra de computadoras para docentes estaría comenzando a finales de este mes, informó Florit. Unos 40 mil docentes serán los beneficiados por este plan que cuenta con el apoyo del Banco República (BROU) para su financiación.

Los docentes, previa declaración jurada y tras realizar el trámite ante el BROU, obtendrán un crédito por parte de la institución bancaria que los habilitará a realizar la compra de una laptop mediante un voucher que deberán presentar ante el vendedor. Aunque desde el gobierno aún no se quiere decir cuáles son las máquinas que estarán disponibles, de acuerdo a las empresas que ganaron a la licitación de ofertas, se sabe que son ocho opciones presentes en el mercado.

El pago de la cuota «tendrá también un financiamiento especial», explicó Florit. El docente, de esta forma, elegirá de acuerdo a sus posibilidades de pago.

Las computadoras se abonarán mediante el descuento de cuotas en el recibo de sueldo.

Sí a los libros
Los docentes aceptan la idea de que se les otorgue una computadora subsidiada a menor precio. La ANEP subsidiará las compras con dos millones de dólares, para abaratar los costos.

José Olivera, miembro de la Federación Nacional de Profesores de Enseñanza Secundaria (Fenapes), dijo a LA REPUBLICA que se le propuso a la ANEP «que aquellos docentes a los que no se les otorgue el crédito, por tener deudas o por no ganar lo suficiente, reciban el subsidio en material didáctico y libros». La idea es que «el plan sea justo para todos», sostuvo Olivera, al referirse a aquellos colegas que podrían quedarse sin su computadora.