El fuego en California ya causó U$S 1.000: en daños

El fuego incontenible en California sigue extendiéndose de punta a punta de la costa del Estado, causando muerte y destrucción a su paso. Se estima que las pérdidas materiales superan los 1.000 millones de dólares, según informó Lesley Kirk, la vocera del condado de San Diego, el más afectado.

El cálculo puede ser aún mayor, ya que no fueron estimados los daños que sufrieron las empresas del Estado.

Al menos tres personas han muerto, y cerca de 40 han resultado heridas, producto de los incendios, según comunicó oficialmente el gobernador del estado, Arnold Schwarzenegger. Sin embargo, algunos medios elevan las cifras a cinco fallecidos y 70 heridos.

A ellos, se suman 950.000 evacuados, en lo que se denomina como la mayor movilización de la historia de California.

Unos 20.000 californianos permanecen refugiados en el estadio Qualcomm, de San Diego, en el que se procura dar asistencia a todos los damnificados. Consultado por El País, el Consulado de Uruguay en Los Angeles dijo no haber recibido ninguna notificación -directa o no- de compatriotas afectados. En la jurisdicción de esa sede diplomática vivirían unos 10 mil uruguayos.

En diálogo con El País, el uruguayo Nery Martínez relató que la situación en San Diego tendía a normalizarse. Las principales alteraciones tenían que ver con la suspensión de espectáculos como el de Marc Anthony y Jennifer López, así como la disputa del partido de los San Diego Chargers (equipo local de la NFL, liga de fútbol americano) cuyo estadio, Qualcomm, oficia de refugio para miles de evacuados.

Martínez señaló que en el condado habían escasez de algunos alimentos pero precisó que la situación tendía a normalizarse.

DESPLIEGUE. A un ritmo incontenible, las llamas han desbordado las acciones de los equipos de bomberos -compuestos por 8.000 efectivos, 25 aviones cisterna y 40 helicópteros-, ahora reforzadas por la asistencia federal ordenada por el presidente estadounidense, George W. Bush, tras decretar el martes estado de emergencia en la zona de desastre. Está previsto que el mandatario realice hoy una gira por el estado para evaluar el panorama.

La Marina de Estados Unidos ordenó a su personal que deje sus puestos en los cuarteles para incorporarse a los trabajos de combate a las llamas de unos 18 focos ígneos, las que han arrasado unas 170.000 hectáreas (algo así como tres veces la superficie de Montevideo) en el Sur del Estado.

La condición climática es el factor desencadenante de esta situación dado que al característico clima seco de California, se suman la extrema sequedad del terreno, que padece la peor sequía de los últimos 20 años, y los fuertes vientos que atizan las llamas.

El propio Schwarzenegger, explicó el estado actual del problema, tras efectuar una recorrida por las zonas afectadas: «Estamos ante una situación en la cual se juntaron tres cosas: áreas muy secas, temperaturas muy altas y mucho viento, lo cual provoca las condiciones perfectas para el incendio».

En tanto, las autoridades de Malibú, el exclusivo paraje de las celebridades, permitieron que los residentes -unos 1.500- regresen a sus casas luego que las llamas que habían arrasado unas 1.800 hectáreas y destruido 22 casas, fueran controladas por los bomberos.

Aunque en esta región se espera que lentamente los ricos y famosos regresen a sus hogares, el temor por los incendios se extiende a otras zonas. En México, las autoridades alertaron que algunos focos habían llegado a su territorio.