El gobierno no quiere apurar una suba de los combustibles

El petróleo siguió subiendo ayer cotizándose a U$S 41,55 al cierre del mercado neoyorkino y su incidencia en el precio doméstico de los combustibles será analizada hoy al mediodía por el ministro de Industria, Energía y Minería, José Villar, y el presidente interino de Ancap, Gabriel Gurméndez reveleraon a El País fuentes del gobierno.

De cualquier forma no parece inminente que el gobierno decida un aumento de los combustibles. Una alta fuente del Ejecutivo dijo anoche a El País que los combustibles “no se van a aumentar a lo loco”.

El funcionario aseguró que antes de tomar una decisión se analizará detenidamente los costos de Ancap y las compras de crudo que el ente debe efectuar.

Por su parte, el ministro Villar se limitó a decir ayer que el gobierno analizará con prudencia la situación. “Es complicado, pero vamos a no adelantarnos, hay que tomarlo con prudencia. Muy sabiamente el presidente marca que en estas cosas que son difíciles hay que tener prudencia. Vamos a ver, la evolución de los mercados es un elemento importante”, señaló.

De todas formas, el ministro se mostró escéptico respecto a la posibilidad de que una baja del Imesi que grava los combustibles pueda ser suficiente para que Ancap absorba el impacto en sus finanzas del alza del petróleo como han sugerido los directores blancos de la empresa pública. “Si la cuestión es que no retoquemos, que asimilemos este aumento por esta vía de pagar menos impuestos…, bueno, con ese criterio es muy fácil. Bajamos el Imesi. Ahora, también hay que tomar conciencia que al bajar la recaudación, alguien va a tener que pagar esto”, advirtió.

ATENTADO. El precio del petróleo alcanzó un nuevo récord tras el asesinato en Bagdad del presidente en ejercicio del Ejecutivo iraquí, Ezedin Salim, que reactivó los temores sobre una perturbación de los aprovisionamientos de crudo.

El precio del crudo alcanzó un nuevo récord durante los intercambios electrónicos de U$S 41,85, antes de la apertura de la sesión regular.

En Londres, el barril de Brent del Mar del Norte para entrega en julio subió cinco centavos a U$S 37,91.

El asesinato (del jefe del ejecutivo iraquí) y una nueva explosión en un oleoducto cerca de Kirkuk (norte de Irak) no hacen más que ilustrar el mantenimiento de las amenazas de sabotaje y de terrorismo, subrayó Marshall Steeves, analista de la casa de corretaje Refco.

El presidente en ejercicio del ejecutivo iraquí fue asesinado en Bagdad en un atentado, a 43 días de la transferencia de soberanía a los iraquíes.

También hay temores de que esto se traslade a Arabia Saudita, cuya importante terminal petrolera de Yanbu fue escenario el 1º de mayo de un sangriento atentado, añadió.

Además, en Turquía tres bombas artesanales explotaron en la noche del domingo ante sucursales del banco británico HSBC en Estambul y Ankara, dejando solo daños materiales, pocas horas antes de la llegada del primer ministro británico, Tony Blair, a Turquía.