EL PRESIDENTE VÁZQUEZ DECIDIÓ ELIMINAR EL CAPÍTULO SOBRE UN PROYECTO DE LEY PARA LA NEGOCIACIÓN COLE

El PIT-CNT está de acuerdo con la medida para evitar que se “reglamente la huelga”. Este año la Justicia cambió el criterio y empezó a emitir fallos en contra de ocupantes

POR MAXIMILIANO MONTAUTTI DE LA REDACCIÓN DE EL OBSERVADOR

El retiro del artículo dedicado a las ocupaciones de la ley de negociación colectiva fue observada por los empresarios como una declaración de buena intención. Para ellos, debería ser derogado el Decreto 165/06 de donde surgió el artículo de la ocupación como modalidad del derecho de huelga.
Desde el PIT-CNT se entendió que excluir este articulado de la ley da posibilidad a los trabajadores para ocupar sus lugares de trabajo.

El asesor de la Cámara de Comercio y Servicios, Juan Mailhos, indicó a El Observador que retirar lo referido a las ocupaciones de la ley de relaciones laborales es una “declaración de intención”.

Sostuvo que los empresarios hubieran preferido “más que una intención; que fuera derogado el Decreto 165/06, que es donde está el artículo de las ocupaciones”.

El asesor afirmó que si el gobierno está dispuesto a sacarlo de la ley es porque desde el Poder Ejecutivo se entendió que los fundamentos empresariales eran correctos.

“Deberían eliminarlo del proyecto de ley y derogar el decreto que ya ha sido impugnado por más de 200 empresas. Ese sería un gesto de buena voluntad”, subrayó.

Por su parte, el coordinador del PIT-CNT, Juan Castillo, indicó a El Observador que las ocupaciones son el centro de la preocupación del empresariado, no así de la central sindical, que se encuentra abocada en un cien por ciento a los Consejos de Salarios.

Castillo manifestó que el hecho de que el decreto quede como está “da la posibilidad” a los trabajadores de seguir llevando adelante las ocupaciones. “La ley traía una complicación, ya que se podía tomar como que se reglamentaba el derecho a la huelga, colocando algunos aspectos de las ocupaciones dentro de una ley”, dijo.

Además, el dirigente señaló que si no hay legislación en materia de ocupaciones es porque así lo quieren los empresarios, que fueron los que quisieron que el capítulo de las ocupaciones saliera de la ley de negociación colectiva.

“La ocupación es una derecho legítimo como modalidad de los trabajadores”, manifestó, para concluir que ahora así quedará establecido en el Decreto 165/06 que seguirá vigente.

El pico alto de las ocupaciones se produjo en 2006, cuando los sindicatos tomaron esta medida como una de las más utilizadas a la hora de plantear sus reivindicaciones.

Durante el año pasado decrecieron, constante que se mantiene en 2008, sumándole además que las últimas ocupaciones gremiales tuvieron un fallo negativo en la Justicia y fueron posteriormente levantadas.

A medidos de 2007, uno de los ejemplos más claros del nuevo rumbo de la Justicia fue el conflicto que se mantuvo por 84 días en la Cooperativa Policial, ocupada por un grupo de funcionarios afiliados a AEBU.

Sobre fin de año, dos ocupaciones de empresas del sector metalúrgico corrieron la misma suerte y también desde la esfera judicial se determinó que fueran desocupadas: Elinord y Divino.

El último ejemplo ocurrió en Impresos Vanni, donde intervino el Poder Ejecutivo a través de los ministerios de Trabajo e Industria, haciendo valer el decreto de prevención de conflictos del año 2006, tomando en cuenta el punto que expresa que puede procederse a la desocupación cuando se pone en riesgo la vida o la salud. En esta oportunidad, se activó el decreto luego de un enfrentamiento entre dos grupos de trabajadores que en 2006, cuando la imprenta fue ocupada, había formado la cooperativa obrera Coprograf.