Empresarios y sindicalistas en procura de la paz social

El hecho de realizarse en una barbacoa situada en el barrio Jacinto Vera, según adelantó una fuente confiable, hace suponer que tras el encuentro todos los concurrentes compartirán un asado, en el que «seguramente nadie usará corbata», aseguró.

Al encuentro están invitados a participar los ministros de Economía y Finanzas, Danilo Astori, de Ganadería y Agricultura, José Mujica, e Industria y Energía, Jorge Lepra.

En representación de la central sindical, están invitados los 13 integrantes del Secretariado, en tanto por la Cámara de Comercio, irá su titular Julio Lacarte Muró acompañado de algún otro directivo o asesor, mientras que por la de la Cámara de Industrias, no se confirmó quien la representará. Para el PIT-CNT si hoy el país se encuentra en medio de una «ebullición» en materia de relaciones laborales y negociación colectiva, «se debe a las actitudes regresivas de los empresarios», según el secretario de Interior, Juan Silveira.

Apuntó además a que «si las patronales no han atendido a democratizar la negociación es porque les falta cultura de diálogo; deben pensar que si trabajadores y empresarios se ponen de acuerdo todo va a funcionar mejor, ellos como patrones y nosotros, al acceder a un salario decente». La delegación de la central irá al encuentro con el ánimo de «escuchar el planteo del Ministerio; pensamos que cualquier instancia diálogo, conversación de intercambio de opiniones en función laboral siempre es bueno», aunque no quiera decir que se llegue a coincidencias o conclusiones, como se encargó de aclarar.

«Y pensamos también que es muy positivo que-participen los empresarios en la medida que buena parte de los incumplimientos surgen de parte de ellos», agregó.

Sobre la crítica que el ministro de Trabajo, Eduardo Bonomi, le hizo a las ocupaciones, ya que en ellas algunas veces participa la minoría de los obreros, Silveira señaló que «el tema de las ocupaciones no es nada nuevo; lo que está pasando ahora es que las obligaciones salen más a la luz, a través de la prensa, lo que antes no aparecía; eso pasa porque hoy existe mayor organización y sindicatos dispuestos a que se le reconozcan los derechos a los trabajadores y a recuperar todo el salario perdido durante todos estos últimos años».

Al plantearle que el ministro opina que algunos gremios deberían utilizar el mecanismo de la ocupación como «último cartucho» y no plantearlo de entrada, el dirigente puso como ejemplo lo ocurrido en la planta de Milagros en Young, donde la patronal «incumplió» una decisión ministerial. «Depende de la valoración que cada uno haga.