Exportacion del sector forestal caería 15% en dólares este año

A pesar de lo negativo de estos indicadores, desde el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) se advierte que se trata de una situación coyuntural y no estructural, por lo que sólo es de esperar una recuperación de los mercados internacionales para que la actividad retome su ritmo.

En el último informe divulgado por la Oficina de Programación y Política Agropecuaria (Opypa) del MGAP, se indica que, excepto en madera rolliza, la reducción de las exportaciones en todos los rubros ha sido muy importante. La mayor reducción de las ventas al exterior se observó en los chips de madera donde los volúmenes exportados se redujeron casi 60%, mientras los de madera aserrada y contrachapados de madera disminuyeron 31% y 27% respectivamente.

En el análisis, se señala que en el caso de la madera rolliza el comportamiento es diferente debido a que casi la totalidad de los volúmenes vendidos al exterior tiene como destino la zona franca de Fray Bentos donde se encuentra emplazada la planta de celulosa de Botnia, la que continuó produciendo pese a la reducción mundial de la demanda y la baja en los precios de la celulosa.

El análisis de Opypa fue elaborado por Atilio Ligrone, hoy funcionario de la Dirección Forestal luego de estar al frente de esa repartición en la mayoría del actual período democrático, y por el actual jerarca de esa dependencia, Carlos Mantero.

El trabajo realizado por ambos especialistas señala que la situación de mercado ha determinado el cierre o la reducción de los niveles de producción de algunas plantas de celulosa, fundamentalmente en el hemisferio Norte, donde los costos de producción son mayores y por ende menor el nivel de competitividad.

De mantenerse durante el resto del año las condiciones actuales, la reducción de ingresos por exportaciones del sector en el año 2009 se situaría en los US$ 60 millones, una baja del orden del 15%.

A su vez, y como consecuencia del impacto de la crisis económica internacional sobre el sector, han disminuido los niveles de empleo en las actividades de cosecha, industrialización y comercialización de productos forestales.

En el informe de Opypa se citan los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) de abril de 2009, los que muestran las variaciones porcentuales acumuladas en el período abril 2008/abril 2009 de los índices de volumen físico, horas trabajadas y personal ocupado en las distintas divisiones de la industria manufacturera.

Para la rama de la madera y productos de madera se constatan variaciones negativas en los tres índices con valores de 23,5%, 16,2% y 14,1% para volumen físico, horas trabajadas y personal ocupado respectivamente. Por su parte, en la rama de papel y productos de papel los valores son siempre positivos y se situaron en 17,7%, 2,9% y 2,4%.

Este impacto positivo está explicado fundamentalmente por la presencia de Botnia.

De acuerdo con el informe, esta evolución es una situación coyuntural y no estructural, por lo que se revertirá una vez que los mercados comiencen a recuperarse.

Sosteniendo esta tesis, Opypa recuerda que las inversiones en el sector primario, aunque algo menores, continúan expandiéndose y nuevos emprendimientos industriales -algunos ya iniciados como una planta para la producción de tableros de madera de densidad media (MDF) instalada en Tacuarembó y otros en estudio como la instalación de una nueva planta de celulosa- darán lugar a un nuevo salto en los niveles de producción, exportaciones y empleo en el sector. En el informe divulgado por la oficina de Programación y Políticas Agropecuarias (Opypa) se informa sobre el comparativo de las exportaciones cumplidas en el período enero/mayo 2009 en relación a igual período de 2008. Allí se sostiene que los rubros de chips, madera aserrada y contrachapados cayeron entre 27% y 59%.

Productos: En chips, madera aserrada y contrachapados también cayó la venta.