Flexibilizan conflicto en bancos del Estado

Los sectores moderados de AEBU agrupados en la lista 98 concretaron ayer una alianza con los dirigentes comunistas y del Movimiento de Participación popular, que militan en la lista 17, para comenzar a descomprimir el conflicto en la banca pública que ya lleva casi dos meses y que afectó severamente a la población.
La moción, votada por 7 votos en 11, sostiene que es necesario mantener el conflicto pero “graduar las medidas” de lucha de acuerdo a la negociación con el Poder Ejecutivo.

De hecho, hoy AEBU realizará un paro con cierre de cajas en el interior del país, pero concurrirá al Consejo Superior de Salarios Público para discutir el aumento que los trabajadores estatales recibirán a partir de enero.

Asimismo, una delegación del gremio concurrirá mañana a una negociación con el gobierno por las prestaciones de salud que reciben los bancarios.

El viernes AEBU se sumará a un paro de dos horas de los trabajadores de los entes del Estado y realizará asambleas en cada uno de los bancos.

Por otra parte, el sindicato concurrirá a las reuniones con el Directorio por la reestructura que se viene llevando adelante en el Banco Hipotecario del Uruguay (BHU) y garantizó el pago de todas las prestaciones sociales.

La lista 810, que reúne a los dirigentes radicales planteó “profundizar” las medidas de lucha y extender el conflicto a la banca privada.

Además propuso realizar una asamblea del sindicato el miércoles próximo para definir la estrategia del conflicto, lo que fue rechazado por el resto de las corrientes.

De todas formas, fuentes de AEBU dijeron a El Observador que próximamente deberá convocarse a una asamblea porque ha habido un “viraje importante” en el conflicto.

Darío Mendiondo, de la lista 17, indicó que “por fin” se está “diseñando una fórmula” que permite “encontrar una ruta de salida” al conflicto.


Disciplina. La sesión del Consejo de Banca Oficial se desarrolló en un clima “aceptable”, aunque se resolvió que los dirigentes de la lista 810 y 17 que participaron de una pelea a golpes de puño pasen el comité de disciplina del gremio para estudiar si merecen algún tipo de sanción.

Según las fuentes consultadas, la lista 17 propuso que únicamente Alejandro Gómez (810) pasara al comité de disciplina, pero la lista 98 sostuvo que también debía concurrir Carlos Bisio –que inició la pelea- o no prestaría sus votos.

Finalmente esa moción fue acompañada por las listas 17 y 98 pero contó con el voto contrario de la 810.

La dirigente radical, Laura Gomensoro, sostuvo que no acompañó esa resolución porque “es frecuente que la discusión suba de tono en el movimiento sindical”.

“Si no mandamos al consejo de disciplina a los afiliados al gremio que están en el gobierno, menos vamos a mandar a los trabajadores”, expresó.

En este contexto, el presidente de AEBU, Gustavo Pérez (de la lista 98) sostuvo que es necesario “aislar” a los dirigentes radicales que fueron quienes “condujeron el conflicto”.

“De esto se sale si aislamos a las posiciones que están dispuestas a ir al conflicto indefinidamente, porque eso se enmarca en una estrategia que no tiene nada que ver con la defensa de los intereses de los trabajadores”, sostuvo.