Fracaso de negociaciones en la OMC abre nuevo escenario.

Frente al fracaso de las negociaciones multilaterales de la Organización Mundial de Comercio (OMC) es posible que la mayoría de sus integrantes comience a buscar acuerdos preferenciales con otros países. Seguramente el Mercosur hará lo mismo, sin embargo si este bloque sigue con las posiciones como hasta ahora, es difícil que se llegue a este tipo de acuerdos, destacó a El Observador Agropecuario, el ex embajador uruguayo ante ese organismo, Carlos Pérez del Castillo.
Sus declaraciones fueron formuladas previo a su disertación en el marco del segundo congreso regional y tercero rioplatense de economía agraria, organizado por las respectivas asociaciones de economistas agrarios de Argentina, Chile y Uruguay, inaugurado ayer en Montevideo.

El coordinador del Programa ICI (Inserción al Comercio Internacional) de Uruguay, dijo que este país deberá acompañar al Mercosur en sus negociaciones, pero al mismo tiempo buscar otras vías complementarias para defender sus intereses.

El economista Pérez del Castillo opinó que Uruguay deberá buscar acercamientos bilaterales con los principales socios fuera de la región, para tratar que “esas negociaciones nos puedan dar, lo que el Mercosur no nos puede dar, por ello es necesario un gran sinceramiento dentro del bloque”.

El experto disertó sobre las negociaciones multilaterales en el marco de la Ronda de Doha y cuáles son las perspectivas después del fracaso de julio pasado y si hay posibilidades de lograr un acuerdo antes de fin de año, afirmando que no cree posible que ello suceda. “Las negociaciones van a entrar a un período de invernación hasta que asuman las nuevas autoridades del gobierno de Estados Unidos, que haya cambios de Comisario Agrícola en Europa y elecciones en India”.

Estimó que cuando se pueda reunir de nuevo la Ronda es posible que se alcancen algunos logros importantes para Uruguay, como la eliminación de subsidios a las exportaciones, reducciones importantes a las ayudas internas entre otras. “Habrá que esperar entonces, pero yo creo que Uruguay tiene que jugarse y seguir apoyando todos esos esfuerzos, porque solamente en un marco multilateral es donde podemos resolver estas cosas”.

El encuentro regional de economía agrícola permite hacer un análisis riguroso de la situación frente a este nuevo escenario de la economía mundial, lo que representa nuevos desafíos para la región en particular, dijo por su parte el presidente de la Sociedad Uruguaya de Economía Agraria, Eduardo Errea. “Yo creo que la economía agraria tiene mucho para aportar a nuestra sociedad”, remarcó el experto.

Errea destacó a El Observador Agropecuario la alta participación de expertos en economía agraria de la región. Especialmente con los expertos argentinos existe una fuerte relación de intercambio profesional, que ahora se espera extender a la novelo incorporación chilena.

La presidenta de la Asociación Argentina de Economía Agraria, Lucía Lomgo, resaltó por su parte la relevancia de este encuentro, reuniendo en una preocupación común a quienes están haciendo investigación y docencia en economía agraria.

Longo sostuvo que la región del Mercosur necesita encontrar respuestas, especialmente en el nuevo escenario que se le plantea, en el que “es necesario estar a la altura de las circunstancias para colaborar fundamentalmente en otorgar herramientas y suministrar información para que la toma de decisiones que tienen que adoptar nuestros gobernantes y políticos, tenga el fundamento científico que se merece.