Investigan si hubo movimientos en cuentas bancarias de Bengoa

Los datos le fueron requeridos al Banco Central por la jueza Fanny Canessa, quien tramita el expediente sobre la gestión en los casinos municipales de Montevideo durante el período 2000-2005 y en el que, a pedido de la fiscal Olga Carballo, procesó con prisión a Bengoa, sus ex asesores Orestes González (hasta la pasada semana director de Loterías y Quinielas) y José Antúnez, el funcionario municipal Gustavo Dalmonte y el empresario Felipe Ruiz.

La magistrada ordenó el levantamiento del secreto bancario de Bengoa y recibió en su sede judicial la información que recabó el Banco Central, al consultar a los bancos que operan en Uruguay, y que registraría movimientos de dinero en los días anteriores a su procesamiento, informaron a El País fuentes vinculadas al caso.

Canessa analizará esa información en febrero, ya que actualmente y hasta el 31 de enero está paralizada la mayor parte de la actividad judicial debido a la feria mayor.

Hasta los días previos a su procesamiento, Bengoa tenía cuentas en al menos tres bancos de plaza, una en el Banco República y otras dos en instituciones privadas, indicaron las fuentes.

La información requerida por la jueza abarca el tiempo transcurrido desde que Bengoa asumió el cargo de director de casinos municipales hasta el día de su procesamiento, y no sólo el período investigado que finaliza en 2005.

De la información del Banco Central surgen los movimientos de las cuentas de Bengoa, incluyendo si existieron retiros de dinero previos a su procesamiento.

Peritas. En febrero también está previsto que las dos contadoras del Instituto Técnico Forense que asesoran a Canessa en este caso y el actuario de su Juzgado, se constituyan en la Intendencia de Montevideo, «a efectos de que la autoridad correspondiente les proporcione correctamente los datos necesarios para dar cumplimiento al informe dispuesto» sobre la gestión de los casinos municipales capitalinos.

A solicitud de la jueza, la comuna entregó en tres ocasiones información sobre los casinos y en todas ellas los datos fueron diferentes. Incluso la última información estaba contenida en un diskette que llegó al Juzgado en un sobre cerrado con el logo de la Intendencia y sin firma de nadie responsable de lo entregado.

«Las incongruencias en la información proporcionada se reiteran para con otras empresas, lo cual torna estéril el esfuerzo realizado hasta el presente por estas peritos. Ello por cuanto la información que las firmantes podrían proporcionar a la sede no resulta confiable, en tanto y en cuanto la fuente de tal información carece del grado de certeza necesario para un peritaje de este tenor», indicaron las contadoras Élida Pardo y Paula Barbagelata en un informe preliminar que entregaron a Canessa días antes de los procesamientos. Las dos peritas también estudiarán la información de las cuentas bancarias de Bengoa y sus movimientos e informarán a la jueza Canessa.

Luego de la feria judicial, la jueza deberá definir cómo serán los careo solicitados por los abogados de algunos de los procesados.

El defensor de Bengoa pidió que su cliente sea careado con los ministros Mariano Arana (Vivienda) y María Julia Muñoz (Salud) y el ex director municipal Alberto Rosselli (todos superiores jerárquicos de Bengoa cuando estuvo al frente de los casinos municipales), como también con el ministro José Mujica (Ganadería). Los ministros pueden negarse a los careos y declarar por escrito.

Cárcel central. Bengoa y los otros cuatro procesados por irregularidades en los casinos municipales, tal como lo solicitaron sus familiares y abogados, permanecerán recluidos en Cárcel Central. Así lo recomendó la comisión asesora del jefe de Policía, Alcides Caballero.

Fundamentaron la recomendación -luego de recibir un pedido de los familiares- en que no fueron procesados por delitos violentos; no poseen antecedentes penales, y aún no hay sentencia firme en su contra (con el procesamiento mantienen la presunción de inocencia, además que los imputados niegan las acusaciones).

La comisión asesora está integrada por un oficial de la Dirección Nacional de Cárceles, el jefe de Cárcel Central (Joaquín Brites), un abogado de la Asesoría Letrada de la Jefatura de Policía, y la preside el coordinador ejecutivo de la Jefatura, inspector Luis Iguini.

Bengoa, González, Antúnez, Dalmonte y Ruiz fueron procesados el pasado jueves 20 de diciembre por los delitos de fraude, concusión y conjunción del interés personal y público. Sus abogados tienen plazo hasta los primeros días de febrero para apelar los procesamientos.