Las empresas asistirán a subasta de bandas celulares

La mexicana América Móvil y la española Telefónica Móviles participaron ayer en la sede de la Unidad Reguladora de Servicios de Comunicaciones (Ursec) en un simulacro de subasta para el remate de bandas celulares de mañana y no piensan abandonar la instancia, máxime que ya invirtieron en las previas US$ 12 millones. Pero, vertiginosamente, la oposición a la concesión armó su estrategia, presentó dos recursos de amparo contra la subasta y el PIT-CNT convocó a una protesta popular para rodear el acto, previsto para la hora 10 de mañana en la sede del organismo regulador, operado por la Bolsa Electrónica de Valores (Bevsa)
La jueza Estela Jubette del juzgado Contencioso Administrativo de segundo turno deberá expedirse dentro de las 48 horas de presentado el recurso y su fallo puede suspender la subasta. El senador socialista Reinaldo Gargano presentó su acción ayer a la hora 17.30 y Sutel, el gremio de ANTEL, hizo lo propio a la hora 18. Si la magistrada se expide en los plazos legales podría llegar a hacerlo luego de que las multinacionales celebren su nuevo posicionamiento en el mercado uruguayo. Jubette tuvo notoriedad en 1997 cuando desestimó un recurso de amparo de los vecinos de la Ciudad Vieja contra la Intendencia por el cepo a los automóviles

El presidente de la Ursec, Fernando Pérez Tabó dijo que en la mañana de ayer evaluó el tema con el presidente Jorge Batlle y el procedimiento quedó ratificado. Además el Directorio de la reguladora adoptó por unanimidad una resolución en el mismo sentido.

El eje argumental de Gargano y de Sutel es que la derogación de los artículos 612 y 613 de la ley 17.296 consagró el monopolio estatal de Antel en las telecomunicaciones (ver recuadro en esta página)

El secretario de la Presidencia, Raúl Lago, señaló ayer que lo que se va a realizar es una subasta del uso por 20 años de un determinado espectro radioeléctrico. “No hay ninguna venta. Esto se basa en la legislación vigente que establece que en ningún momento Antel tiene un monopolio de exclusividad en telefonía móvil. Tan es así que después en la ley de presupuesto, donde se crea la Ursec se habilita la posibilidad de otorgar frecuencias de esta forma”, explicó.


Los blancos. Fue imposible ayer recabar las opiniones de Luis Lacalle y Jorge Larrañaga sobre el tema pero, además de los pronunciamientos contrarios a la subasta del director blanco de Antel, Oscar González Álvarez y de su hermano, el diputado Carlos González Álvarez, el senador herrerista, Luis Alberto Heber, dijo ayer a Canal 10 que su sector es partidario de la desmonopolización pero que en esta instancia “no sólo se suma un tema de inoportunidad, sino también cuestionamientos legales (que Oscar González me va a acercar) y sobre la conveniencia de quienes se presentan y antecedentes en México (de América Móvil). Las tarifas de México son las más caras del mundo”.

Sin embargo, el director blanco de la Ursec, Juan José Camelo, dijo ayer a El Observador que no recibió ningún mandato contrario al procedimiento de parte de su partido.

Para el director, lo que no es oportuno es el momento en que se plantea la ilegalidad e inconstitucionalidad de la subasta. Recordó que en 2002 se realizó un remate idéntico, aunque no se logró el objetivo de incorporar un nuevo operador porque solo se presentó Movicom que ya operaba en el mercado. Además señaló que “el pliego lo conocían todos”.

Asimismo afirmó que la cercanía de las elecciones no debe ser un argumento para frenar acciones porque “el país no se puede parar”. Dijo que si la Ursec realiza el llamado es porque tiene la convicción de que el procedimiento es legal.


Lo que ya se pagó. En tanto, las empresas interesadas ya pusieron parte de la carne en el asador. Para participar del procedimiento competitivo, los interesados constituyeron la denominada Garantía de Mantenimiento de Interés por un plazo mínimo de 120 días corridos a contar de la fecha de presentación, por un valor de U$S 1.000.000 (en efectivo o bonos públicos con un vencimiento no mayor a 2011) a la orden de la Ursec, según establece el pliego de condiciones. Este depósito de las firmas precalificadas sirve según el pliego “para determinar el Nivel Inicial de Elegibilidad”.

Luego los interesados debieron adquirir los llamados Puntos de Elegibildad (PE) cuyo valor es de US$ 1 millón cada uno. América Móvil pagó por ocho PE, es decir que desembolsó US$ 8 millones: US$ 1 millón por la Garantía de Mantenimiento de Interés y otros US$ 7 millones que se pagaron con bonos del Tesoro.

Con esa adquisición, la operadora mexicana podría llegar a pujar por cuatro bloques de banda. Por ende, si pagara solamente el precio de base por bloque (US$ 6 millones), la empresa mexicana podría llegar a desembolsar US$ 24 millones.

Por su parte Telefónica Móviles, que recientemente adquirió el paquete accionario de Bell South en Latinoamérica (que incluye a Movicom), pagó por cuatro Puntos de Elegibilidad y desembolsó US$ 4 millones en efectivo. Esta compañía podría llegar a pagar US$ 12 millones por otros dos bloques en caso de que éstos se remataran a su valor mínimo.