Las ventas navideñas mejoraron en la región

Pese a reclamos por falta de dinero, las clases medias y altas invadieron los centros comerciales de las principales ciudades en los últimos días con el objetivo de adquirir regalos para amigos y parientes, pero con el cuidado de no contraer deudas.

En Brasil, unas 500.000 personas acudieron a los diez mayores centros comerciales de Rio de Janeiro, según un portavoz de la Federación de Comercio carioca, que estimó entre 5% y 10% el crecimiento de las ventas navideñas en relación a igual período de 2002.

El resultado (de las ventas) ayuda a atenuar la crisis en el comercio, dijo Luis Otavio Souza Leal, directivo de la Fe! deración.

Por el lado de Sao Paulo, que constituye la mayor región metropolitana del país con 18 millones de habitantes, los empresarios estiman en 32% el aumento de la facturación de este período en comparación con el del año pasado.

Chile también vivió una Navidad más abundante en regalos: según un primer balance de la Cámara Nacional de Comercio, el aumento de ventas es de 5,5% con respecto a la última temporada.

El presidente de la Cámara, Fernando Lihn, afirmó que este mejor resultado se debió en parte a una demanda en recuperación y a las bajas tasas de interés de los créditos.

A diferencia de Navidades anteriores, en esta ocasión no hubo un juguete de moda para los niños, por lo que el Viejito Pascuero (Papá Noel en la jerga chilena) distribuyó las tradicionales bicicletas, muñecas y otros regalos clásicos.

Mientras tanto en Perú, las grandes tiendas limeñas como Santa Isabel, Ripley y Saga Falabella, donde atraen al público a base de ofertas, estiman que las ventas han crecido de 30% a 40% con respecto a las fiestas pasadas.