Llegan mediadores, mientras conflicto recrudece en EEUU

Si bien en Uruguay no hay aún confirmación del arribo de los enviados del rey Juan Carlos de España con el objetivo de iniciar gestiones para que asuma su rol de facilitador, el jefe de gabinete de Argentina, Alberto Fernández, informó ayer al Senado de su país que está prevista para el martes una ronda de diálogo entre funcionarios argentinos y españoles.

«Hoy se nos informó que el 14 de noviembre habrá funcionarios de la Cancillería española reunidos con funcionarios de la Cancillería argentina, y que luego harán lo propio en Uruguay», declaró ayer Fernández, aunque en el gobierno uruguayo no se pudo confirmar ninguna reunión.
Por lo pronto, los gobiernos de Tabaré Vázquez y Néstor Kirchner acentúan el lobby ante el Banco Mundial, cuyo directorio comenzará a considerar el jueves 16 el otorgamiento del crédito de U$S 170 millones solicitado por Botnia para la construcción de su planta de Fray Bentos.

A las numerosas reuniones que la secretaria de Medio Ambiente de Argentina, Romina Picolotti, ha mantenido con directores del Banco Mundial, les siguieron las que procuró una delegación uruguaya compuesta por el embajador en Estados Unidos, Carlos Gianelli, el subsecretario de Industria, Martín Ponce, y el representante de Uruguay en el Banco Mundial, Marcelo Bisogno.

En una entrevista que le hizo ayer la Secretaría de Prensa y Difusión (Sepredi) de la Presidencia de la República, Gianelli aseguró que entre los ejecutivos del Banco Mundial contactados por la delegación uruguaya «hay un consenso en que este proyecto (el de Botnia) es viable y que no perjudica de ninguna manera el medio ambiente».
«Todo el mundo reconoce la enorme importancia de estos proyectos por su impacto económico como fin de una etapa de desarrollo forestal y el inicio de una etapa de desarrollo industrial. Todo el mundo reconoce que los tres informes son favorables a Uruguay», afirmó el embajador.

Añadió que entre los ejecutivos se percibió «una enorme simpatía por el proyecto de Botnia y a esta altura yo diría una decisión tomada en cuanto a los aspectos técnicos».
«En ninguno de los contactos que hemos tenido hubo ningún tipo de cuestionamiento de tipo medioambiental. Ni siquiera se nos ha cuestionado el proyecto en lo que tiene que ver con los temas políticosociales de Entre Ríos. Lo único que se nos ha preguntado es cómo son las características de la facilitación que solicitó Argentina, cómo podría impactar en la toma de decisiones que está prevista por el BM el 16 de noviembre».
Asimismo, subrayó que la delegación uruguaya ha actuado «con un nivel de exposición mediática inferior» a la de Picolotti.

Según Gianelli, la secretaria argentina «está visitando a los ejecutivos del Banco Mundial a los efectos de operar lo que la carta del presidente Kirchner le sugiere al presidente (Paul) Wolfowitz, o sea que estos préstamos se dilaten hasta que exista una decisión de La Haya. También, otro de los argumentos que está planteando Picolotti es que se espere la facilitación que el gobierno argentino propuso el fin de semana a su majestad el rey de España en Montevideo».