Más latinos en EU

Las minorías en Estados Unidos superaron la cifra histórica de 100 millones de personas y suman ya una tercera parte de la población total del país. La comunidad latina fue la de más rápido crecimiento con 44.3 millones y se ha convertido en la primera minoría étnica del país.

Lo anterior fue dado a conocer ayer por la Oficina del Censo, en un informe en el que también se revela que los afroamericanos constituyen la segunda minoría étnica con 40.2 millones de personas.

«Cerca de uno de cada tres residentes de EU es hoy parte de una minoría «, indicó Louis Kincannon, director de la Oficina del Censo.

El informe también destacó que hasta octubre de 2006, la población total de EU, rozó los 300 millones de personas, un crecimiento total de casi 200 millones más en sólo 97 años.

Cabe destacar que del total de la población minoritaria (100.7 millones de personas), California tiene los índices más altos con 20.7 millones de personas de diversas etnias, es decir de cada cien personas que pertenecen a un grupo racial diferente al blanco no hispano, 21 viven en este estado.

«El crecimiento de los grupos étnicos es algo que se ha pronosticado por años, pero estas cifras son históricas, son un reflejo acelerado de toda proyección y California es, sin duda, una muestra de lo que será el país en menos de 20 años, una nación donde las minorías serán las grandes mayorías», dijo Raúl Hinojosa-Ojeda, profesor de economía política de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA).

El crecimiento de los hispanos en el país obedece a dos vertientes, una, a los nuevos inmigrantes y dos, a los hijos de estos inmigrantes, pues su tasa de natalidad es la más alta de toda la nación, comentó Paul Ong, experto en planeación y desarrollo de UCLA.

El informe del censo apuntó que una de las características que definen a la comunidad hispana del país es la juventud. La edad promedio de esta población es de 27 años, casi nueve años más joven que el promedio de otras etnias.

«Gracias a los latinos EU tiene cubierta una mano de obra joven para el futuro, algo que significa un reto para muchos otros países cuya población está envejeciendo», expresó Ong.

Sin embargo, el acelerado crecimiento de las minorías también representa un reto económico y social para el país, según los expertos.

«Estamos ante un momento decisivo para el país. Hasta el momento EU ha invertido muy poco en la educación y la salud de sus minorías, ésa ha sido su política, pero si continúa la misma tendencia, el país va a vivir serios problemas porque básicamente está descuidando su futuro», apuntó Hinojosa-Ojeda.

Para algunos grupos antiinmigrantes, como el Proyecto Minuteman, el desarrollo de las minorías, más que un reto de estrategias económicas o políticas, muestra un inminente peligro de seguridad para el país.

«La diversidad no es un problema, el problema está en la falta de adaptación de esas comunidades a la cultura ‘americana’. Esto crea divisiones, conflictos, odios hacia nuestra nación. Estos grupos ya ni deberían de llamarse minorías, están haciendo su propio mundo en un país que es el nuestro», señaló Jim Gilchrist, fundador del Proyecto Minuteman.

Por otra parte, y contrario a los indicadores de grupos hispanos y afroamericanos, la Oficina del Censo informó que la población blanca no latina, apenas registró un crecimiento del 0.3% en un período de un año y su edad promedio se ubicó entre los 36 a 40 años.

Según Ong, estas características de los blancos no hispanos pueden tener profundas implicaciones electorales y políticas a futuro.

«Estos son cambios muy simbólicos. Afectan no sólo la economía, sino la política en general. Los estudios nos indican que las minorías tienden a inclinarse hacia el Partido Demócrata y si los republicanos no cambian de estrategia y tratan de acercar a los grupos minoritarios a sus filas, sus días en el poder podrían estar contados», apuntó el experto de UCLA.

Pero para líderes comunitarios hispanos, el crecimiento demográfico de los latinos no garantiza un cambio político y mucho menos una mejor calidad de vida para este grupo.

«Podremos ser la mayoría pero existen contrastes muy notorios. Los latinos somos los de menor presencia en los puestos de decisión política, económica y educativa. Hasta que esto no cambie y nos preparemos nuestras necesidades seguirán sin ser escuchadas», dijo Jorge Mario, vocero del Centro de Recursos Centroamericanos (CARECEN).

Cifras del censo indican también que en menos de cinco años la población hispana creció 5.5 millones de personas y, de tomarse en cuenta en el conteo a los ciudadanos que residen en Puerto Rico, la cifra latina aumentaría hasta cuatro millones más.

Kincannon, destacó que aunque aunque a los residentes de Puerto Rico se les considera ciudadanos estadounidenses, éstos no son contabilizados porque la isla no forma parte de los 50 estados de la nación.

Actualmente, dice el informe, en cuatro estados del país, California, Hawaii, Nuevo México, Texas y el Distrito de Columbia, las «minorías, son ya mayorias».

Cabe destacar, que paralelo al aumentó de hispanos en este país, el uso del idioma español, ha convertido a esta nación como el cuarto país después de España, Colombia y México con más hispanohablantes del mundo.

«Aunque para muchos es un hecho inconveniente, la realidad es que el resultado final será que los Estados Unidos tendrá un rostro minoritario», dijo Ong.

Otra etnia que también registró una cifra récord de crecimiento fue la comunidad asiática, con un aumento de 460 mil personas entre 2005 y 2006.