Mujica estimula a invertir en Uruguay.

El mandatario aprovechó la ocasión para convocar a inversores extranjeros. Mujica expresó que los inversores se encontraron con una «ruina gloriosa» y les agradeció la confianza puesta en Uruguay por lo que representa directamente, pero mucho más por lo que representa indirectamente.

«Este tipo de emprendimientos europeos puede servir de punto de partida para que ciudadanos de esas latitudes vengan y descubran que Uruguay es un país donde vale la pena vivir», señaló el jefe de Estado. En tal sentido agregó que Uruguay es «un pequeño país despoblado donde valdría la pena que mucha gente viniera a vivir». El mandatario señaló que «con una jubilación de 3.000 euros en el viejo continente, no se debe poder hacer mucho, en tanto que en Uruguay se lograría un muy buen nivel de vida». Por tal motivo señaló que ello sería una forma de «multiplicar la exportación, sólo que colocándola aquí». Agregó que Uruguay podría «dar asiento a personas que cuentan con cierto poder adquisitivo y que se proponen lograr calidad de vida en los años que les restan». Mujica ratificó que el gobierno respeta las leyes de juego y aseguro que «no es por bondad, sino por interés y que este tipo de emprendimientos pueden generar un efecto multiplicador que buena falta le hace al país». «Los ingresos per cápita de Bélgica, que llegan en la actualidad a U$S 40 mil, en Uruguay no llegan a los $S 7 mil, por ello el deber es hacer del Uruguay un lugar de inversión», expresó Mujica.

El proyecto, que se encuentra en la fase de aprobación final por parte de la Intendencia Municipal de Montevideo, está enclavado en la Avenida 18 de Julio y Andes y al momento de su inauguración, prevista para 2010, contará con casi cien habitaciones, restaurantes, salones para eventos, piscina interior y spa, entre otros servicios.

El Edificio Jockey Club del Uruguay fue uno de los locales sociales más distinguidos del país. En 1975 fue consagrado Monumento Histórico Nacional.

El representante del Grupo Pestana, Luis Araujo Pestana, explicó que se trata del grupo portugués hotelero más grande y se encuentra entre las 50 principales cadenas del sector europeo y entre las 100 a nivel mundial. En el ejercicio pasado el grupo tuvo ingresos por 470 millones de euros y posee más de 1.000 millones en activos.