‘Ola’ de inversiones españolas

Vázquez desayunó ayer con Rodríguez Zapatero y con el presidente chileno, Ricardo Lagos, en el marco de su gira de poco más de 20 horas por el país andino. El encuentro se realizó a la hora 8.30 en la residencia de Lagos, ubicada en Providencia (Santiago de Chile). Luego de la reunión, Vázquez se trasladó al Palacio de la Moneda para tener una entrevista a solas con su anfitrión. Un grupo de ballet folclórico, integrado por jóvenes chilenos y paraguayos, danzó a manera de bienvenida para el futuro primer mandatario uruguayo.

Cuando culminó el “show”, Vázquez se acercó al grupo y saludo uno por uno a los más de 20 jóvenes. Uno de los bailarines le ofreció tereré –una bebida típica paraguaya similar al mate- y el presidente electo lo bebió con gusto, lo que motivó el aplauso de los jóvenes.

El futuro primer mandatario estuvo reunido en el despacho de Lagos durante unos 40 minutos. Al culminar el encuentro, el presidente chileno y el líder de la izquierda uruguaya brindaron una conferencia de prensa.

Uno de los periodistas preguntó si Rodríguez Zapatero se comprometió a otorgar ayuda a Uruguay. Vázquez contestó que sí y anunció “la ola de inversiones” que las empresas del país ibérico harán en Uruguay. Dijo que el fomento a las PyMES es fundamental porque “juegan un rol importantísimo en la economía uruguaya y en la gestación de nuevos puestos de trabajo”.

Por su parte, Lagos se comprometió a colaborar con Uruguay en la negociaciones que deberá emprender con los organismos financieros internacionales. El tema derechos humanos estuvo sobre la mesa en el encuentro con líder de la Concertación. El presidente electo expresó que el país andino tiene “una gran experiencia” en la materia, pero advirtió que Uruguay deberá encarar el tema teniendo en cuenta las características propias del país.

El líder de la izquierda uruguaya expresó que el tema central fue el fortalecimiento de los lazos en la región. “Debemos diseñar acuerdos que vayan más allá de intercambios comerciales como por ejemplo lograr una integración energética. La energía será un problema crucial para el mundo en los próximos años como lo será el agua”, declaró.

Vázquez dijo que en los próximos meses los vicecancilleres de ambos países se entrevistarán para “profundizar” y “fortalecer” el relacionamiento en las áreas política, cultural y ciencia y tecnología.