Paquete para preservar empleo y mejorar capacidad productiva.

El ministro de Economía, Álvaro García dijo a El País que la mayor parte estará operativa a partir del 1° de abril.

Parte de las medidas son de carácter sectorial (ver 1, 2, 3, 4, 5 y 6) y otras de carácter general (ver «medidas generales»).

Fuentes oficiales dijeron a El País que las medidas sectoriales van destinadas a sectores en dificultades por la crisis y se pusieron como ejemplos básicos a textiles, industria automotriz y curtiembres.

«Puede haber algún otro sector que pida acceso en función de su situación y se considerará», agregaron.

1.SUBSIDIO A LA CAPACITACIÓN LABORAL

Las fuentes explicaron que a través del Fondo de Reconversión Laboral de la Junta Nacional de Empleo (Junae) se subvencionará la capacitación y parte del salario de los trabajadores que la realicen. Hay que definir cuánto y cómo será la capacitación, que será transitoria. «En los hechos sí (es una reducción de la jornada laboral) pero a la japonesa, pensando en que (los sectores) tengan más competitividad hacia el futuro», dijeron. Si la empresa trabaja cinco días, pasaría a trabajar cuatro y uno lo dedicaría a capacitar. Es un ejemplo de como operaría.

El subsidio tiene como objetivo el «mantenimiento del empleo». Las fuentes señalaron que podría haber «alguna pérdida menor de salario». Para acceder al beneficio el sector afectado y el sindicato deberán llegar a un acuerdo y presentarlo a la Junae. El fondo de la Junae para esto alcanza a US$ 20 millones y se estima que se utilizarían unos US$ 5 millones para el subsidio, aunque dependerá de cuántos lo utilicen.

2.Promover equipos de energía y maquinaria agrícola

En el marco de la ley de promoción de inversiones, el gobierno exonerará tributos a la fabricación de equipamiento para energía renovable y maquinaria agrícola. A la fabricación de equipos para energía se exonerará 100% de IRAE desde este año y hasta 2014 y luego se irá reduciendo gradualmente hasta el 50% de IRAE en 2018. También se devolverá el IVA a las compras de insumos en el exterior para fabricar los equipos y a su vez, a los que compren ese equipamiento nacional se los exonerará del IVA.

Para la maquinaría agrícola cambia la exoneración de IVA (de 75% A 100%) para la compra de insumos para su fabricación y se le agrega un régimen similar de exoneración de IRAE. En ambos casos faltan definir las contrapartidas que se pedirán para acceder al beneficio.

3.Evitar competencia desleal a través de importaciones

Se busca eliminar la competencia desleal de productos importados principalmente en vestimenta y calzado.

Por un lado, fortalecer los procedimientos de valoración aduanera. Esto significa que aquellos productos importados con «valor bajo» respecto a la referencia de precio que tengan, sus importadores deberán depositar una garantía por la diferencia de arancel a pagar entre el precio de referencia y el de importación. Si luego de culminado el análisis se entiende que no es un valor «bajo» se le devuelve la garantía, en caso contrario no.

Por otro lado, se incrementará el adelanto de pago de IRAE de 4% a 8% que tienen que hacer los importadores de ciertos bienes de consumo como vestimenta y calzado.

4.EXTENDER PREFINANCIACIÓN ESPECIAL DE

Los textiles tienen un régimen especial de prefinanciación de exportaciones hasta el 31 de diciembre de 2009. Ese régimen se extenderá ahora a curtiembres y automotrices. La prefinanciación consiste en que la empresa va a cualquier banco de plaza y obtiene un crédito para financiar su exportación. La firma puede depositar 10% o 30% del crédito en el Banco Central (BCU) a 180, 270 o 360 días. El BCU le paga por todo el crédito una tasa de interés variable, con lo cual a la empresa se le abarata el costo del crédito que tomó. Hoy a todas las empresas que no son textiles el BCU les paga 1,78% más el 30% de tasa Libor si se deposita a 180 días, mientras que a las textiles (y ahora a las curtiembres e industria automotriz), les abona 5% más 30% de tasa Libor.

5.PROYECTOS DE LEY VINCULADOS A FORMALIZACIÓN

El Poder Ejecutivo enviará al Parlamento varios proyectos de ley que buscan formalizar el trabajo en algunos sectores y reforzar el valor agregado en la vestimenta. Se enviará el proyecto de ley de trazabilidad textil, se actualizará la ley de trabajo a domicilio en este sector buscando más formalización y con el mismo sentido se enviará un proyecto de ley en el sector del turismo.

6.Específicas para la industria automotriz

Hay dos aspectos. Por un lado, se le permitirá canjear por efectivo certificados de devolución de impuestos por el régimen especial que tiene la industria (a la que se le devuelve 10% además del 2% que reciben todos los sectores), con esto se busca dar liquidez a las firmas.

Por otro lado, se revisará la protección arancelaria para la fabricación de vehículos en segmentos específicos. Esto es porque los camiones livianos y los autos de gran cilindrada que se importan no están incluidos en la protección, ya que no existía esa especificidad cuando se aprobó. Para proteger la producción nacional de este tipo de vehículos se le aplicará a la importación un arancel mayor al actual.

MEDIDAS GENERALES. El gobierno también tomará dos medidas de carácter general.

1.DEDUCCIÓN DE IVA AL GASOIL PARA EMPRESAS INDUSTRIALES

Al sector industrial se le va a permitir deducir el IVA en las compras de gasoil por un plazo de 90 días. Con las gremiales del sector se discutirá la forma de implementación.

2.Deducciones de irae de la reforma tributaria

La ley de reforma tributaria estableció deducciones incrementadas para el pago del IRAE. Se permite que algunos gastos se computen por una vez y media su valor real. Ahora el gobierno reglamentará algunos como los gastos para capacitar personal en áreas prioritarias (la reglamentación debe definir cuáles áreas son prioridad), los que financien proyectos de innovación y desarrollo tecnológico (se deberá definir la renuncia fiscal anual). Además para la promoción del empleo se deduce el 50% de la menor de tres cifras vinculadas a la masa salarial y a cantidad de puestos de trabajo. Se deben reglamentar valores promedio.