Para Arana, sueldos de funcionarios de la Junta «no son razonables»

La divulgación de la planilla de los altos sueldos de los funcionarios de la Junta Departamental sigue dando que hablar.

Para el intendente de Montevideo (IMM) los salarios que se pagan en organismo «no son razonables» y sostuvo que la responsabilidad es del Partido Colorado.

«Si hay un reproche no puede ser a este gobierno municipal. Vamos a decir la verdad, a mí me sorprenden estos sueldos pero la cantidad de funcionarios que trabajan allí no son nuestra responsabilidad. Son décadas y décadas de decisiones de los partidos que dominaron durante mucho tiempo Montevideo», comentó.

En la misma línea, el presidente de la Junta, Eduardo Brenta, dijo que esos salarios fueron fijados por el Partido Colorado cuando estaba al frente de la Intendencia de Montevideo.

Brenta aseguró que desde 1990, cuando el EP asumió la dirección de la comuna y de la Junta Departamental, los sueldos no se aumentaron sino que se ajustaron de acuerdo al Indice de Precios al Consumo. (IPC). Según Brenta desde 1990 al 2002 la Junta disminuyó un 33,2% el presupuesto.

Agregó que actualmente las autoridades negocian con el sindicato de los trabajadores un nuevo convenio laboral para ajustar los salarios.

Hasta el año pasado los sueldos de los trabajadores de la Junta aumentaban de acuerdo al 100% del Indice de Precios al Consumo (IPC).

Las autoridades del organismo pretenden dejar establecido en un nuevo convenio que los próximos incrementos estén condicionados a la recaudación de la comuna.

Los funcionarios no aceptan esta propuesta y pretenden que se fije un porcentaje.

Por otra parte, los funcionarios expresaron su malestar con algunos de los ediles de la Junta Departamental por la divulgación de los montos de los salarios y sostuvieron, a través de un comunicado, que la estructura actual «es el resultado de sucesivas administraciones, donde las jerarquías de carrera están subordinadas a cargos de particular confianza».

REALIDAD. Ayer, el intendente de Montevideo se mostró sorprendido por los sueldos que cobran los trabajadores de la Junta.

El jerarca municipal dijo que, en comparación con los salarios de los maestros o policías, los salarios de los funcionarios del organismo no se ajustan a la realidad.

«No podemos decir que es gente se hace millonaria con esos sueldos pero de todas formas, un docente estudió toda la vida y un policía da la vida por los demás y cobran menos. No me parece razonable que no se busquen formas más equilibradas para resolver estas diferencias», comentó.

Por su parte, los ediles del Partido Colorado sostienen que los sueldos que cobran actualmente los funcionarios de la Junta Departamental son la consecuencia de los aumentos que votó el Encuentro Progresista (EP).

Para el edil Mario Linzo, los representantes de la coalición de izquierda no pueden «desligarse» de los trece años de gobierno en el municipio. Linzo agregó que si los ediles del EP consideran que los salarios son altos deberían «reformular» la escala.

MALESTAR. En la Junta Departamental hay un clima tenso. La divulgación de los sueldos que cobran los funcionarios generó malestar entre varios de los involucrados.

Ayer, la Asociación de Funcionarios del Legislativo Comunal (Afulecom) expresó asombro por el «desconocimiento» de algunos ediles de la historia de la Junta Departamental. Los trabajadores reclamaron un tratamiento «digno» y «ajustado a derecho» donde «se respete al gremio y a todos los funcionarios».

Agregaron que cuando se discutió la incorporación de 16 becarios a la Junta no se respetó el reglamento que indica que cuando se analizan temas que se refiere a los funcionarios del organismo la sesión debe ser «secreta» y no se debe permitir el ingreso de la prensa.

Señalaron además que se realizaron con «ligereza» juicios sobre la labor de algunos de los empleados de la Junta Departamental. «Esa estructura administrativa fue actualizada por voluntad de las sucesivas legislaturas y por los avances técnicos y el esfuerzo de sus funcionarios en capacitarse, demostrando en el resultado de las evaluaciones, según la opinión de los que dictaron los cursos, un nivel superior a la media general de los funcionarios públicos», indica el comunicado.