Paro general del PIT y aumenta preocupación en el gobierno

La confrontación de la central con el Ministerio de Economía genera divisiones en el seno del Frente Amplio. En Asamblea Uruguay se observa como inadmisible que las críticas se centren sólo en el ministro Danilo Astori, pero legisladores de otros sectores ven como «legítimos» los reclamos sindicales.

Hoy el Pit-Cnt exigirá cambios en la Rendición de Cuentas. Con este panorama, algunos legisladores del Frente e integrantes del Poder Ejecutivo tienen inquietud ante la posibilidad de que los gremios de la educación declaren la huelga general y que los estudiantes salgan a la calles, dijeron a El País fuentes oficiales. Por eso, Astori y el presidente Tabaré Vázquez transmitieron ayer a los ministros que -como líderes sectoriales- «alineen» a sus legisladores detrás del proyecto del gobierno. Astori está preocupado por posibles modificaciones (ver nota aparte).

Desde que el Frente Amplio llegó al poder, el Pit-Cnt ha realizado varios paros generales de cuatro o cinco horas, pero nunca de 24 horas. Para eso hay que remitirse al período de gobierno de Jorge Batlle. Hoy algunos sindicatos fuertes como los agrupados en la Confederación de Organizaciones de Funcionarios del Estado (COFE) «adhieren» a la movilización pero no paran. Así, no habrá paro en los ministerios, en los hospitales ni en el resto de la Administración Central.

MARCHA. La movilización partirá desde la explanada de la Universidad, donde -en un hecho poco usual- hablará el rector Rodrigo Arocena. Luego pasará frente a Economía y terminará en la Plaza Libertad.

¿Por qué no un paro de 24 horas? Los sindicalistas argumentan que es para «lograr una mejor movilización» y no para «darle una tregua» al gobierno. «Los paros generales no son para quedarse en la casa tomando mate. No se pueden profundizar los cambios con los trabajadores mirando la tele en la cucha. Queremos a la gente en la calle movilizada. Eso es más radical que un paro de 24 horas», dijo a El País el sindicalista Jorge Bermúdez, uno de los oradores en el acto de esta mañana.

En ese sentido, argumentó que la marcha a Punta del Este en el año 2002, una de las más grandes «desde la vuelta a la democracia», no fue con un paro de 24 horas.

CRÍTICAS. El diputado de Asamblea Uruguay, José Mahía, recibió con «sorpresa» la noticia de una nueva movilización contra Economía. «Algunos actores focalizan la responsabilidad en el Ministerio de Economía, espero que no sea por miedo a enfrentarse al presidente», afirmó Mahía, que pertenece al sector liderado por Astori. Explicó que la Rendición de Cuentas «tiene la firma de todos los ministros y el respaldo del presidente», por lo cual «se están tergiversando los hechos» y es una «incongruencia» criticar sólo a Astori. «Los ministros son los jefes políticos de los sectores del Frente, en muchos casos. Todos deberían defender la Rendición», comentó.

La reacción es diferente en otros sectores del Frente Amplio. El senador del MPP Alberto Breccia entiende que la medida del Pit-Cnt es «absolutamente legítima y procedente», aunque dijo que el gobierno «hace lo posible» por llegar a las metas comprometidas. El diputado socialista Roque Arregui habló del «legítimo derecho a expresar opiniones» y el senador Eduardo Ríos de Asamblea Progresista (el sector del vicepresidente Rodolfo Nin Novoa), afirmó: «La política económica está bien, pero los sindicatos tienen derecho a reclamar».

Pero desde el Pit-Cnt, Bermúdez afirmó que la movilización no sólo apunta a «pegarle» a Astori, sino que será «mucho más ambiciosa». «También apuntamos a la cabeza de la gran burguesía, que en octubre pretendió hacer un lock out patronal y que hoy especula con los precios de la canasta básica familiar», afirmó. Y dijo que el gobierno «es el mejor en 20 años».