Petrobras mantiene interés en asociarse con la Ancap

PUNTA DEL ESTE | MIGUEL MUTO

El titular de Petrobras, José de Barros Dutra, ratificó el interés de la empresa brasileña por asociarse con Ancap y subrayó que esa intención estriba en la apuesta del presidente Lula de un fortalecimiento de la integración latinoamericana.

De Barros Dutra dijo que Petrobras «aguardará por la decisión soberana del pueblo uruguayo» en el referéndum sobre la ley de Ancap, y adelantó que la política de asociaciones estratégicas en el Mercosur es una prioridad para su gobierno.

Sobre las formas, el jerarca destacó que Petrobras es una «empresa pública de derecho privado» que rompió con el monopolio y reservó para el Estado la tarea de discernir la orientación de la gestión y estrategia de la petrolera.

De Barros Dutra participó ayer de la inauguración de la asamblea anual de representantes de la Asociación Regional de Empresas de Petróleo y Gas Natural en Latinoamérica y el Caribe (Arpel) que se lleva a cabo en el Hotel Conrad. La asamblea analiza el tema de la integración regional.

«El gobierno del presidente Lula busca fortalecer la integración de América Latina y Petrobras cree con firmeza en ese proceso. Nosotros desde el origen nos definimos como empresa pública de derecho privado. Los tenedores de las acciones son privados, extranjeros y nacionales, pero el Estado tiene el poder de conducir, de orientar, de decidir hacia dónde se gestionará la empresa, trazando su estrategia. Así fuimos quebrando el monopolio que existía, abriéndonos a los mercados y haciéndonos competitivos», declaró de Barros.

Consultado sobre la compra por parte de Petrobras de la empresa argentina Pérez Companc, de Barros dijo que esa adquisición «fue una excepción ya que lo nuestro no es comprar empresas, sino asociarnos, que es diferente».

«Si buscamos un ambiente de rentabilidad y competitividad en el Mercosur —agregó— lo mejor no es comprar sino asociarse; y todo proceso de asociación debe ser equilibrado para que ambas partes salgan beneficiadas».

Sobre la experiencia argentina, el presidente de Petrobras señaló que se mantuvo al funcionariado, con la suma de algunos pocos técnicos brasileños.

INTERESADOS. En la reunión de Punta del Este —que prosigue hoy— participan empresarios, técnicos y políticos. El presidente en ejercicio, Luis Hierro López, compareció en la jornada de apertura y reafirmó que hay más de un interesado en consagrar una asociación con la empresa pública.

«El referéndum servirá para saber si en el futuro daremos una señal a las inversiones y el trabajo que traen consigo, o si por el contrario serán cambiadas las reglas de juego en contra de la confianza que debe brindarse», estimó.

Mientras, el uruguayo Daniel Fernández Koprich, gerente general de la Empresa Nacional del Petróleo (ENAP) de la República de Chile, advirtió que el proceso que está viviendo Ancap es seguido con interés desde el país trasandino.

«La asociación es la tendencia actual; empresas inmovilizadas no tienen futuro», dijo.

En tanto, el delegado de Petróleos de Venezuela S.A. (Pdvesa), Guillermo Quintero, resaltó que su país encaró múltiples experiencias de asociaciones y una de ellas, con Trinidad y Tobago, «es ejemplo de lo bueno que pueden resultar», acotó.

Felix García, secretario ejecutivo de Arpel, adelantó que tiene «respeto y afecto» por Uruguay y, en ese sentido, expresó que «no colocar a Ancap en condiciones de competir» es «una forma de perderla».

«Si ésta no puede posicionarse en la región y el mercado, se perderá. Por ejemplo: en los próximos 15 años se necesitarán U$S 3.000 millones para construir refinerías nuevas por aumento de la demanda de combustibles y los requerimientos de protección ambiental. Uruguay vive la misma problemática que el resto de los países que cuentan con empresas de menor dimensión y solas: no puede afrontar esas inversiones», concluyó.