Putin amenaza con misiles a Europa

La previa de la reunión del G8 el miércoles en Alemania se calentó ayer cuando el presidente ruso, Vladimir Putin, reiteró su oposición al escudo antimisiles que EEUU desea instalar en el este de Europa al advertir de un posible redespliegue de misiles rusos contra blancos en el viejo continente.
“Es obvio que si parte del potencial estratégico nuclear de los Estados Unidos se encuentra en Europa y según nuestros expertos militares nos amenazan, tendremos que responder”, declaró Putin al diario The Globe and Mail, en una entrevista con algunos periódicos de los países que componen el G8, las ocho naciones más industrializadas del mundo.

“¿Qué clase de pasos vamos a tomar en respuesta? Por supuesto, vamos a señalar nuevos objetivos en Europa”, añadió el mandatario.

Putin se reunirá con sus homólogos del G8, en el que está incluida Rusia, el miércoles, en la localidad alemana de Heiligendamm, para mantener una cumbre de tres días.

Ante la inminencia del encuentro, el presidente ruso ha reiterado su denuncia del proyecto estadounidense, que Moscú considera sólo como una prueba del “imperialismo” de Washington, con el peligro añadido de transformar a Europa en un “polvorín”.

“Será responsabilidad de nuestros expertos militares identificar posibles blancos para misiles balísticos y otros para misiles de crucero”, añadió. Putin aseguró que la medida tendría como objetivo “equilibrar los instrumentos de defensa con instalaciones de ofensiva más eficientes”.

“Pero sabemos que ello podría conducir a una nueva carrera armamentística de la que, sin embargo, no somos responsables”, agregó.

La idea de instalar radares e interceptores antimisiles en Polonia y la República Checa que tienen los estadounidenses es considerada por Rusia como una amenaza.

Por su parte, EEUU la justifica diciendo que esas instalaciones servirían como escudo a posibles ataques con misiles procedentes de Medio Oriente, especialmente de Irán.

“No podemos permitirnos no estar preocupados”, añadió Putin.

“El campo de los misiles es parte del sistema nuclear que protege el territorio estadounidense y, por primera vez en la historia, elementos de ese sistema serán trasladados a Europa”, aseguró.

El mandatario ruso se mostró reticente ante la explicación de que “ese sistema de defensa servirá contra misiles iraníes”. (AFP y EFE)