Recaudación de IRPF en 2007 superó estimaciones

En el año en que se puso en marcha el nuevo sistema tributario, la Dirección General de Impositiva (DGI) aumentó sus ingresos reales en 7,3%, en relación a 2006, impulsado por una mayor recaudación del IVA. En tanto, los ingresos por el polémico Impuesto a la Renta de las Personas Físicas (IRPF), en los primeros cinco meses de recaudación, superaron en US$ 12,3 millones las expectativas del gobierno.
El director de Rentas, Nelson Hernández, dijo ayer a El Observador que el mayor ingreso por concepto de IRPF responde a un “ajuste en la estimación previa”, y explicó que ese gravamen “está cubriendo la derogación de otros tributos que significaron 7,2% de la recaudación de 2006”.

El total de lo recaudado por Rentas este año fue $ 100.692 millones (unos US$ 3.969 millones). A pesos corrientes el incremento fue 16%.

Según el informe publicado por la DGI, la recaudación anual representó 17,12% del PBI en 2007 lo que se ubica levemente por debajo del 17,18% de PBI que se recaudó en 2006.


IVA. El Impuesto al Valor Agregado (IVA) fue el tributo que registró una mayor suba de recaudación en el año. La evolución estuvo apoyada en sus dos componentes –compras e importaciones–, producto de una mayor actividad económica. El aumento fue 13,3%, alcanzando una recaudación de $58.289 millones (US$ 2.485 millones), lo que representó el 56,6% del total de los ingresos de la institución.

Según estudios realizados por el organismo, 30% del incremento de la recaudación por IVA se debió a una mejora en la gestión y el restante 70% fue por el mayor nivel de actividad de la economía.

Hay que recordar que ese impuesto experimentó modificaciones con la puesta en marcha del nuevo régimen tributario que comenzó en julio. Dentro de los principales cambios se destaca el gravamen con la tasa básica al gas-oil y los cigarrillos, entre otros, y la incorporación del IVA a la salud, con la tasa mínima.

Por otro lado, impactaron en la recaudación, la reducción de un punto porcentual en la tasa básica y cuatro puntos en la tasa mínima así como la disminución de la base tributaria por la eliminación del COFIS. Según el informe, la pérdida por la reducción de la alícuota y por el efecto COFIS, fue tres veces mayor a lo estimado por las autoridades.


IRPF. El impuesto más debatido que impuso el nuevo régimen, el IRPF, tuvo una recaudación en 2007 de $ 4.698 millones (US$ 200 millones), lo que representó 4,6% del total de la recaudación anual. Las rentas por trabajo contribuyeron en $ 4.169 millones y las de capital en $ 529 millones.

Luego de que en los primeros meses la recaudación efectiva fue menor a la estimada, en el acumulado a diciembre los ingresos reales fueron 5,8% mayor a lo esperado.

Por otro lado, el gobierno había previsto un comportamiento estructural, donde el impuesto a la renta del trabajo representaría el 90% y la del capital 10%, lo que se alínea con el dato oficial de 88,7% y 11,3% respectivamente.

El informe destaca que la recaudación del IRPF al trabajo es 1,3 veces superior a la del IRP del antiguo sistema.

En tanto, el IRAE (ex IRIC), experimentó una caída de 16,1%, alcanzando una recaudación de $ 11.875 millones (US$ 506 millones), lo que representa 11,5% de la recaudación total.

La disminución se debe a la baja de aportes de las empresas públicas, y según el informe de Impositiva, “el IRIC del sector privado está creciendo en el orden 25 % en términos reales” a pesar que ya empieza a operar parcialmente la disminución de la alícuota de este impuesto de 30% a 25%.

El IMESI, que representó 11,9% del total recaudado, terminó el 2007 con una disminución real de 1,2%. La caída viene de la mano de la eliminación del impuesto al gas-oil y pese a que se aprecia un incremento del IMESI Automotores del 14,1%.