Reforma tributaria entrará a regir el 1º de julio de 2007

Astori anunció la novedad en horas de la mañana en la sesión del Consejo de Ministro en la residencia de Suárez y Reyes, aunque el tema central de la reunión fue la decisión del gobierno de ordenar una guardia militar en el perímetro exterior de la planta de Botnia en Fray Bentos (ver página 7). Por la tarde la confirmación de la fecha llegó a los senadores del Frente Amplio, a través del coordinador de la bancada, Carlos Baráibar (Asamblea Uruguay) y Rafael Michelini (Nuevo Espacio), previa conversación con el equipo económico.

Baráibar dijo ayer a El País que la Comisión de Hacienda terminará hoy el análisis del proyecto y que mañana miércoles a partir de la hora 15 será tratado por el plenario del Senado. La Cámara Alta le dará aprobación el martes 12 sin modificaciones al texto, salvo la fecha de entrada en vigencia.

Por su parte, el senador Enrique Rubio (Vertiente Artiguista) dijo a El País que el cambio de la fecha en el último artículo del proyecto, implicará que éste deba volver a la Cámara de Diputados, donde ya había sido aprobado en octubre. Pero esto sólo será un trámite parlamentario: en Diputados no se abrirá el proyecto y con los votos del oficialismo se ratificará la nueva fecha de entrada en vigencia. Cualquier cambio en el texto que salga del Senado podría terminar con el proyecto en la Asamblea General.

El martes 28 en la Comisión de Hacienda del Senado, Astori había admitido por primera vez la posibilidad de postergar la entrada en vigencia de la reforma tributaria.

Ese día Astori dijo que no manejaba ninguna fecha alternativa al 1° de enero de 2007, pero anunció que consideraría el punto y que cuando el Senado estuviera por aprobar el proyecto le haría llegar una propuesta.

De todos modos, ya daba algunas pistas por dónde iría esa propuesta. Astori dijo en la comisión que no iba a haber dificultades en la administración para el cálculo de los impuestos, porque «vamos a definir la fecha» de vigencia «de modo que no las haya».

«La administración tributaria se ha venido preparando desde hace meses para el comienzo de esta reforma», subrayó el ministro.

Entre los senadores de la Comisión de Hacienda había quedado la sensación de que lo que estaba diciendo Astori implicaba en los hechos una postergación de la entrada en vigencia del nuevo sistema tributario hasta mediados de año, dado que los propios organismos de recaudación habían sostenido que les sería difícil instrumentar la reforma a partir del 1° de enero de 2007.

liquidación. Con respecto al plazo de liquidación de los tributos, Astori dijo en la comisión que «todos son problemas solucionables y no va a haber un prorrateo en ningún caso, porque al comienzo de la vigencia del sistema los tributos se van a liquidar, precisamente, en función de la fecha de extensión y liquidación de ellos».

Por ello, destacó que no se trata de que la fecha de comienzo de la reforma sea a mitad de camino en este proceso, sino que «los tributos anuales se van a liquidar respecto al ejercicio en el que comenzaron a referirse».

Los técnicos del Fondo Monetario Internacional (FMI) que asesoraron este año a la Dirección General Impositiva (DGI) y al Banco de Previsión Social (BPS) habían recomendado que la reforma tributaria comience a regir a partir del 1° de enero de 2008.

En el sector privado también se consideraba esa fecha como la más adecuada.

Con la entrada en vigencia de la reforma tributaria el 1° de julio de 2007, el pago del IRPF se dará sobre un ejercicio de seis meses que cerrará en diciembre de 2006.