Representante técnico del FMI seguro de que Uruguay cumple y seguirá haciéndolo

El ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori, presentó ante la sociedad uruguaya al nuevo jefe de misión del FMI para el país, el mexicano Marcos Piñón, que en su debut ante los periodistas locales se mostró distendido, y seguro del buen camino emprendido por Uruguay, en una actitud muy lejana de las de otras misiones recientes del organismo.
“Las conclusiones principales de la misión son bastante positivas, la economía viene desenvolviéndose bastante en línea con lo que se esperaba a inicios del año, en algunos casos, algunos indicadores son holgadamente mejores que lo esperado”, dijo Piñón. Astori intervino, más adelante, para “traducir” el “bastante” del mexicano, a un uruguayo “muy”, precisión que Piñón respaldó.
El funcionario del FMI agregó que “la perspectiva a nuestro parecer es que el programa no sólo se está cumpliendo, sino que se seguirá cumpliendo”.
Según Piñón, el principal “reto” para el gobierno es “es sostener el crecimiento económico al que ha llegado el país; llegar a uno o dos años de crecimiento es algo positivo, pero lo que es importante es que ese crecimiento sea sostenido a lo largo de los próximos cuatro, cinco, o 10 años”, explicó.
Añadió que “aquí quizás el reto es, además de mantener una estabilidad macroeconómica, inflación baja, una tendencia declinante de la deuda, un sistema financiero que se refuerce, además de eso, que los inversionistas, nacionales, extranjeros, el mismo gobierno como inversionista, permitan a esta economía llegar a niveles más altos de capital de inversión”. “Eso nos lleva a un nivel de crecimiento más alto”, opinó.
Piñón repasó que en esta primera de las 12 revisiones previstas del programa, “en el área fiscal, los ingresos están comportándose bien, un poco arriba de lo que se esperaba en el programa; el superávit primario también está un poco por arriba de lo que se esperaba en el programa, en parte, debido a los mayores ingresos; tenemos a las reservas internacionales del país también por arriba de lo estimado para junio; la reducción de la deuda como porcentaje del PIB (producto interno bruto), también está dentro de lo contemplado, incluso un poco mejor, ayudada también por otros sucesos, como la apreciación del tipo de cambio”.
“El crecimiento económico está simplemente en línea, pero esperamos nosotros en nuestro estimado, que el 6% que se ha planteado el gobierno está dentro de lo que está ocurriendo, y de lo que esperamos que ocurra; la inflación está claramente contenida, incluso un poquito debajo de la meta que tenía el Banco Central”, dijo.
Astori aseguró que la economía creció en el segundo trimestre más que en el primero, aunque dijo que todavía no cerraron las cuentas, repasó las reformas estructurales en marcha como refuerzo a un mejor desempeño de la economía, dijo que los aumentos salariales que se impulsan están previstos en el programa, y forman parte de la necesidad de captar la confianza de los trabajadores, no sólo de los empresarios.