Se sigue sin nerviosismo suba del dólar en Brasil

Uruguay ha ganado fuertemente capacidad de competencia respecto a Brasil en el último año, generando más exportaciones con ese destino y mayor ingreso de turistas al país. Una suba sostenida del dólar en ese país y una estabilidad de la divisa en Uruguay reduciría esa ganancia de competitividad.

Lo reciente de la suba del dólar frente al real hace que funcionarios y analistas no quieran realizar pronósticos aunque no existe nerviosismo.

Ayer el dólar subió por séptima sesión consecutiva frente al real. El aumento fue de 0,60% a R$ 1,836 por dólar. El incremento pudo ser mayor -llegó a 2% en las primeras horas de las operaciones- pero se redujo por noticias positivas en los mercados financieros internacionales, especialmente en Estados Unidos.

La semana pasada el billete verde aumentó 3,21% en Brasil.

La suba del dólar se da por un mayor temor por el escenario externo. Eso genera que los inversores compren más la divisa estadounidense.

El ajuste en el mercado cambiario se produjo en menos de dos semanas. El 6 y el 14 de noviembre el dólar había llegado a su menor cotización en siete años al cerrar en R$ 1,723.

Para el economista de Tea Deloitte, Pablo Rosselli, la tendencia a tener posición en activos más seguros está explicando la suba del dólar frente al real. Sin embargo, consideró que es “pronto” para marcar una tendencia. Si ésta se consolidara, no se podría descartar un movimiento similar en Uruguay que afectará en “algo” la plaza financiera

Técnicos de gobierno consideraron que es difícil que en Uruguay suba el dólar por sí mismo y que se dé una tendencia similar a la de Brasil en el corto plazo, aunque no se descartó que pueda ocurrir en los próximos meses.

Como no hay flujos de capital especulativo -como en el mercado brasileño- no se debería esperar una corriente de ventas de pesos como la que se está dando con el real.

El Índice de Tipo de Cambio Real subió desde 149,4 en enero de 2007 a 153,8 en septiembre. Es casi con el único mercado con que se ganó competitividad este año. En julio se dio el mayor índice con Brasil en los últimos siete años.