Seminario y Talleres sobre Clima de Inversión y Competitividad

Lugar: Salón de Actos. CNCS

Fecha: 11.06.2008

Expositores: Cr. Danilo Astori (MEF), Dra. Esperanza Lasagabaster (BM), Sr. Mauricio Agudelo (Alta Consejería Presidencial – Colombia), Dr. Andrés Bernasconi (Vicerrector de Investigación y Posgrado Universidad Andrés Bello – Chile), Representantes de ARU, CIU, CMPP, CNCS, PIT-CNT, Ec. Mario Bergara (MEF)

Resumen:

El 27 de marzo pasado, la Cámara Nacional de Comercio y Servicios realizó el lanzamiento de “Uruguay al futuro”, su Centro de Análisis y Propuestas. Uno de los cometidos de este Centro para el año 2008 es realizar propuestas para mejorar la competitividad del país.

En este marco y coincidentemente con el objetivo del Gobierno y del Banco Mundial de realizar un seminario sobre Clima de Inversión y Competitividad, es que la Cámara decidió apoyar tal iniciativa al tiempo de invitar al resto de las Cámaras empresariales a acompañarla.

El desarrollo de un clima de inversión favorable y competitivo en Uruguay constituye un factor clave para su crecimiento y prosperidad. Al hablar de clima de inversión es necesario hacer referencia a los distintos aspectos que el mismo abarca. Dentro de ellos se encuentra las capacidades de la fuerza laboral, la capacidad tecnológica de las empresas, el acceso al crédito de las mismas, la calidad y cantidad de infraestructura, la fortaleza de las instituciones nacionales y las políticas regulatorias.

Para lograr un ambiente de negocios es necesario por lo tanto llevar adelante acciones sobre las vulnerabilidades que se presentan en nuestro país, realizar reformas estructurales, renovar y fortalecer el ámbito institucional, y por ultimo desarrollar incentivos directos e indirectos.

Se destacó  que si bien en el último tiempo se ha realizado importantes avances en el frente macroeconómico, es necesario todavía alcanzar una consolidación de las reformas en curso, destacando las reformas iniciadas en materia financiera y de reglamentación de inversiones. Así mismo, la estrategia de competitividad debe continuar hacia una apertura de nuevos mercados y establecimiento de condiciones internas que permitan la utilización de los factores de producción en forma más eficiente. Se debe simplificar las regulaciones y agilitar las instituciones con el objetivo de logar una facilitación mayor a la hora de hacer negocios. En relación a los recursos humanos es necesario no sólo expandir la base sino también mejorar la calidad de los mismos. Por último, respecto a infraestructura es importante la inclusión de nuevos actores en áreas de necesidad y oportunidad. La estrategia de competitividad es un proyecto país, por lo tanto debe ser responsabilidad de todos los actores.

En relación a la calidad de los recursos humanos necesarios para desarrollar un clima de inversión, se estableció que la investigación es consustancial a la idea de una universidad completa. Las ciencias deben estar en la base de la formación universitaria en todas las disciplinas. El cultivo y creación de nuevos conocimientos permitirá educar a los alumnos en un ambiente de aprendizaje crítico que desarrolla en ellos capacidades intelectuales superiores.

La ciencia y el desarrollo tecnológico son materias prioritarias en el desarrollo del país, por lo tanto, los gobiernos crecientemente deben  enfocar los recursos en educación superior en el financiamiento de la ciencia.

En relación a la experiencia de alianzas público-privadas, en Colombia, se estableció que dichas alianzas deben asegurar la prestación de bienes y servicios públicos relevantes a las firmas, donde los simples mecanismos de mercado no aseguran una oferta suficiente de ellos. Estos bienes resultan esenciales para mejorar la competitividad de las empresas. Dado que la competitividad es transversal, se  requiere una acción coordinada de muchos actores y el  diseño de políticas en diversas áreas de trabajo.

En la tarde se desarrollaron tres talleres de discusión y propuestas. A continuación se presenta una síntesis de las conclusiones a las que se arribó en cada uno:

1.      Régimen de Inversión.

Si bien se destacó los aspectos positivos de la nueva reglamentación de la Ley de promoción de inversiones, se estableció que existe poca difusión de la misma a nivel masivo. Se estableció los altos costos que enfrentan los emprendedores a la hora de iniciar un negocio, por ejemplo los altos costos de apertura que enfrenta una pequeña empresa, para lo cual sería bueno contar con órganos de cooperación y asesoramiento en este sentido.

2.      Regulación de mercados y Procesos administrativos.

Es necesario que el sector público desarrolle una visión global, ya que su productividad incide en el resto de la economía.

Para ir al origen del tema es importante preguntarse ¿por qué se regula y a partir de allí desarrollar propuestas

  • Se regula porque es necesario. Entonces esa regulación hay que mantenerla
  • Se regula por el dinero que se recauda. Entonces hay que transformar todas esas tasas, timbres, etc. en impuestos para que sea todo más transparente y se pueda eliminar esa regulación.
  • Se regula porque ese dinero es para salarios. Entonces hay que “salarializar” todas esas partidas (algo parecido a lo que el MEF está queriendo hacer en la DNA)
  • Se regula por falta de visión global o por desconfianza. Hay que sustituir los controles ex-ante e introducir estrictos controles ex post, como se hace en la nueva reglamentación de la ley de promoción de inversiones.

Es necesario avanzar en la institucionalidad de la regulación. Se tomó como ejemplo el caso de Colombia, donde hay un organismo (en Uruguay puede ser la la ONSC, ¡por favor no crear otra institución!) que se encarga de realizar análisis de trámites, control de nuevos trámites y que le da participación al sector privado.

Se propuso, asimismo, que los “silencios” o “demoras” de la administración sean tomados como aprobaciones fictas para el trámite, tal como se está haciendo en la nueva reglamentación de la ley de promoción de inversiones. Complementado esto con adecuados controles ex-post.

También es necesario revisar todo el mecanismo de agentes de retención ya que se ha abusado de esta figura en los últimos tiempos.

Por último, se analizó algunos casos particulares:

  • DGI: se requiere que los incentivos de los funcionarios estén alineados con la facilitación de los negocios y no sólo con encontrar defraudaciones. Donde los funcionarios deben correr la suerte de su inspección y se determina que no hubo defraudación, deberían devolver el importe de la comisión que cobraron.
  • DNA también tiene que tener incentivos para la facilitación del comercio internacional (Exportaciones e Importaciones) y trabajar 7 días de la semana, 24 horas por día para acompasar el necesario aumento de la competitividad del país en materia de comercio exterior.

3.      Recursos Humanos para una Economía Basada en el Conocimiento.

Respecto a la Educación Básica, se planteó el tema de lograr una mayor flexibilidad curricular, actualizando los programas al mundo de hoy. Avanzar hacia una desmonopolización de la formación de los docentes, que los mismos reciban una formación continua junto con incentivos acordes a su responsabilidad.

En relación a la Educación Superior, se estableció el problema de la práctica vs la teoría: se propone desarrollar pasantías laborales de forma de poder acercarse a la práctica. También se presentó el problema de la flexibilización de las carreras, y la generación de carreras más cortas. Por último se estableció la necesidad de  generar un ámbito donde se puedan desarrollar políticas de educación de maestrías y doctorados, ya sea en nuestro país así como también lograr la cooperación con otros países de la región por ejemplo.

La Cámara Nacional de Comercio y Servicios sugirió también, atar los recursos públicos que se destinen a educación a metas concretas por ejemplo en materia de las pruebas internacionales PISA en lectura, matemática y ciencias.

Presentaciones:

Razón de ser del seminario – Cámara Nacional de Comercio y Servicios del Uruguay

Tres propuestas para mejorar la competitividad – Sr. Arnaldo Castro, Cámara Nacional de Comercio y Servicios del Uruguay

El ambiente de negocios en Uruguay – Cr. Danilo Astori, Ministerio de Economía y Finanzas

Mejora en el clima de inversión: el rol de las alianzas públicas – privadas – Mauricio Agudelo (Colombia)

Clima de inversión: retos y oportunidades – Dra. Esperanza Lasagabaster, Banco Mundial

Recursos Humanos para una economía basada en el conocimiento – Andrés Bernasconi (Chile)

Ponencia Cámara Mercantil de Productos del País

Discurso inaugural – Sr. Arnaldo Castro, Cámara Nacional de Comercio y Servicios del Uruguay