Vázquez y Larrañaga sellaron acuerdo para participación blanca en la administrración

Larrañaga concurrió ayer en forma imprevista al hotel Presidente para transmitirle a Vázquez la resolución adoptada horas antes por la mayoría del Partido Nacional, que avaló la coparticipación. Larrañaga se presentó junto a Vázquez y el futuro vicepresidente electo Rodolfo Nin Novoa, en la conferencia de prensa.

Vázquez destacó el acuerdo con uno de los partidos «fundadores de nuestra nación» y advirtió que ninguna de las colectividades «renunciará a sus programas y propuestas». Larrañaga señaló que su partido seguía la línea marcada durante la campaña electoral donde hablo de impulsar un gobierno de «compromiso nacional» y sostuvo que intentará «construir más allá de las diferencias».

Los blancos obtendrán 28 cargos más que hubieran correspondido al Partido Colorado, que decidió no integrar la próxima administración.

DIFERENCIAS INTERNAS

El Directorio del Partido Nacional resolvió ayer por unanimidad participar de los organismos públicos. La decisión de integrar los organismos que conducen la enseñanza fue adoptada por mayoría, con voto en contra del Herrerismo.

Durante la sesión extraordinaria realizada ayer en la sede partidaria, Alianza Nacional y Correntada Wilsonista sustentaron desde un principio la posición favorable a lograr un acuerdo de coparticipación en la conducción del Estado. El ex presidente Luis Alberto Lacalle abogó por no aceptar cargos y los demás representantes del Herrerismo plantearon exigir al gobierno electo que aclarara qué participación ofrecía.

La sesión tuvo dos cortes, durantes los cuales Lacalle dialogó con los senadores herreristas Luis Alberto Heber, Juan Chiruchi y Gustavo Penadés. Al regresar a sala el sector votó a favor de la participación en general y rechazó la intervención en la educación.

El presidente del Directorio, Jorge Larrañaga, aclaró que la posición es «consecuente con lo que ha sido siempre su lucha por la participación», señalando que es importante el ejercicio del contralor por parte de un Partido Nacional que logró el 34% de los votos.

«Vamos a participar en la educación, bancos públicos, empresas públicas y organismos donde corresponde en función de los criterios ofrecidos por el presidente electo, Tabaré Vázquez», manifestó el presidente del Directorio.

Consultado sobre la decisión opuesta adoptada por los colorados, Larrañaga consideró que respetaba lo definido por otras colectividades, pero que el Partido blanco ejercerá las funciones de contralor, lo que a su juicio no quita independencia al nacionalismo».

«Esto no supone ningún condicionamiento, no lleva implícito lo que pueda ser la renovación de la integración de los organismos de contralor ni supone ir más allá de los acuerdos programáticos», aseveró.

Larrañaga aseguró el rechazo unánime del Partido Nacional respecto de los criterios de la participación de la educación. «Hubiéramos preferido la participación de todos los partidos en el Codicen, incluidos el Partido Colorado y el Independiente».

No obstante, indicó que «el Partido Nacional entendió que siempre es mejor 4 a 1 que 5 a 0. Por tanto, esa función de contralor y aporte en todo lo que significa el aparato educativo, el partido la va ejercer».

En cuanto a los nombres de los nacionalistas que integrarán los directorios de los organismos del Estado, Larrañaga dijo que serán definidos en los próximos días para luego ser comunicados al presidente electo.

Según Larrañaga, la distribución de los cargos entre los sectores nacionalistas es «accesorio», si bien señaló que corresponde tener en cuenta los resultados electorales.

LA TREGUA

El senador Francisco Gallinal expresó que la posición adoptada es «la que sustentáramos desde el día que fundáramos la Correntada Wilsonista y durante toda la campaña electoral». Gallinal recapituló que quería el triunfo del nacionalismo y una tregua para comenzar a gobernar, estando dispuesto también «a otorgar la tregua y buscar el clima de entendimiento que nos parece fundamental para el Uruguay de los próximos tiempos».
«El Partido Nacional no va a coparticipar en la administración porque no aceptó participar del Poder Ejecutivo, va a tener representantes en los organismos de contralor y entes autónomos y servicios descentralizados», opinó.

«Si, como lo expresó la ciudadanía, debía haber un cambio en el gobierno nacional para que haya gestión diferente, también tiene que haber un cambio en la oposición para tener una distinta a la que, lamentablemente, el Uruguay tuvo», acotó Gallinal.

LOS HERRERISTAS

Penadés señaló que el Herrerismo marcó su perfil sobre los procedimientos adoptados por el gobierno electo, votando «sí con el partido la participación en estos ámbitos, salvo la educación».

Para el legislador, los criterios del gobierno electo no se condicen con el espíritu de los documentos emanados de la comisión de diálogo nacional en la materia. «El ministro de Educación y Cultura, Jorge Brovetto, no dice la verdad cuando afirma que se nos había informado con anterioridad que decidían tener cuatro en cinco directores», enfatizó Penadés.