Washington: Bush envía tratado de inversiones con Uruguay al Senado de EEUU

Según Bush, el tratado establecerá protecciones a las inversiones que crearán condiciones más favorables para la inversión estadounidense en Uruguay y ayudará al país sudamericano a desarrollar su economía.

El tratado fue firmado en Mar del Plata, Argentina, el 4 de noviembre de 2005 y el Parlamento uruguayo lo ratificó en diciembre.

«Espero que continuemos fortaleciendo nuestra relación empresarial y comercial», dijo el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, Richard Lugar (republicano), que tratará el tema, en un comunicado.

«Además de ser un socio comercial importante, valoramos nuestra cooperación con Uruguay como un socio en el continente», señaló.

Estados Unidos y Uruguay reactivaron esta semana la Comisión Bilateral de Comercio e Inversiones, que negoció el tratado hace unos dos años.

Durante las reuniones, «Uruguay planteó temas de comercio y acceso a mercados en productos de interés; carne, lácteos y textiles», dijo a periodistas el ministro de Industria uruguayo, Jorge Lepra, en una conferencia de prensa en la embajada uruguaya.

«Nuestras aspiraciones son -a través de rebaja de aranceles o aumentos de cuotas o una combinación de ambos- lograr mejor acceso al mercado norteamericano», añadió.

El presidente Tabaré Vázquez se reunirá con Bush en la Casa Blanca en mayo y espera que el Senado estadounidense apruebe el convenio antes de esa fecha.

El tratado bilateral de inversiones establece que las partes deben respetar estándares legales internacionales para la expropiación y para el tratamiento a la instalación de empresas en los países.

También incluye artículos detallados sobre el cómputo y pago de compensación adecuada por las expropiaciones; la transferencia gratis de fondos relacionados con las inversiones; la libertad de inversión ante requerimientos de desempeño específicos y la oportunidad de que los inversores elijan resolver disputas con el gobierno anfitrión a través de un arbitraje internacional.

El pacto hace además un compromiso con la transparencia y la participación pública en la solución de disputas e incluye obligaciones de transparencia con respecto a leyes y regulaciones nacionales.

Asimismo, reconoce que es inapropiado alentar las inversiones a través del debilitamiento o reducción de las protecciones establecidas en leyes ambientales y laborales domésticas.

Este es el primer tratado bilateral de inversiones negociado por Washington desde 1999, y también el primero que incorpora un nuevo modelo de negociación.

El acuerdo fue aprobado por el Senado uruguayo el pasado 21 de diciembre y siete días después despachado por la cámara de Diputados, en medio de protestas de los sectores más radicales de la coalición oficialista de izquierda Frente Amplio (FA).

Fuente:Portal X
Periodista:PortalX
Fecha:Miércoles 5 de abril de 2006