Zonamerica y ANTEL se instalan en el NAP de las Américas de Miami

Mientras Zonamerica se apresta a cerrar en 60 días contratos para instalarse en el NAP de las Américas, el principal nodo de conexiones a Internet de Estados Unidos para Centro y Sudamérica, ANTEL evalúa los precios que varias empresas le cotizaron para establecerse allí y mejorar y abaratar la conectividad de Uruguay. La telefónica estatal, asimismo, analiza la inversión de un cable subacuático propio que se instalaría hacia Argentina.
El NAP (Network Acces Point) de las Américas concentra en un gigantesco edificio en el downtown de Miami a las principales compañías mundiales de servicios de Internet.

Zonamerica instalará allí racks (gabinetes) de acero con sus equipos multiplexores, ruteros, etc) para dar servicios a las empresas instaladas en el parque industrial. Según fuentes de la empresa, esto permitirá abaratar a la tercera parte los costos de las conexiones que hoy se demandan a ANTEL u otros proveedores. “El problema es que ANTEL es quien establece los precios de referencia y éstos son muy elevados”, dijo la fuente.

Las conexiones se realizarán mediante microondas con tecnología LMDS.


La conexión estatal. Por su parte, la telefónica estatal pidió recientemente precios para instalar equipos (probablemente servidores y ruteros) en el edificio del NAP, lo que también le permitirá bajar los precios por el servicio. La empresa realizó un llamado a precios a las empresas Sprint, Telecom y Lan Nautilus y a la compañía propietaria del NAP, Telemark, con quien debe negociar el alquiler de los espacios físicos para los equipos que se instalarían en Miami.

Según fuentes del ente, en este caso no es necesaria una licitación ya que se trata de un contrato que se celebrará en EEUU y refiere a temas de mejora de la competitividad, lo que excluye la operación de los tradicionales pasos que establece el Tocaf (Texto Ordenado de Contabilidad y Administración Financiera)

Estas inversiones no son cuantiosas, pero ANTEL también estudia la instalación de un cable subacuático propio, lo que demandaría entre US$ 10 y US$ 15 millones. La compañía uruguaya ha virtualmente descartado pedir una licencia de operador a Argentina y realizaría la conexión con los nodos del país vecino a través de un operador internacional ya habilitado. “Este tipo de licencias suelen ir asociadas a reciprocidades que se complican por el carácter estatal y cuasi monopólico de ANTEL”, se explicó a El Observador.

Actualmente los enlaces de la compañía son a través de anillos de fibra óptica que se despliegan por vía terrestre hacia conexiones en Brasil y Argentina y de allí en algunos casos hacia la playa de Las Toninas, ubicada 150 kilómetros al sur de Buenos Aires o a diferentes puntos de Brasil. Estas conexiones, propiedad de grandes compañías internacionales, confluyen en el NAP de las Américas, desde el cual se establecen las conexiones hacia el resto de Norteamérica, a Europa y Asia.

Asimismo, ANTEL es copropietaria del cable subacuático Unisud, que conecta Maldonado con Las Toninas y Florianópolis, pero esta conexión esta en su límite de capacidad y la tecnología que emplea está quedando obsoleta.

Con una presencia directa en el NAP y mediante contratos con proveedores internacionales de conectividad, la empresa uruguaya obtiene ventajas de competitividad, menos costos de peajes y por ende puede bajar los precios que cobra a sus clientes en los servicios de Internet. Los cotos de los peajes por Argentina representan un 20% de los precios de los servicios, se señaló en ANTEL.


El mercado global. La presencia de Zonamerica, y eventualmente de ANTEL, en el Nap de las Américas, permitiría a las empresas negociar cada conexión a cada destino que se requiera con el resto de las empresas que operan en el edificio, buscando así el mejor precio en cada momento. Adicionalmente se mejoraría la seguridad y la calidad de las conexiones, para las que se dispondría del ancho de banda más conveniente para cada tráfico.

Por otra parte, si bien la conectividad de Uruguay está asegurada por los enlaces y contratos vigentes, la hipótesis de un mayor deterioro en las relaciones con Argentina ha sobrevolado las evaluaciones acerca del tema en el ente telefónico, según admitieron las fuentes consultadas.

Las conexiones de Uruguay a Internet vía Argentina, redundantes con Brasil, igualmente dependen en gran parte de los “caños” que llegan a Las Toninas, en territorio del país vecino.